Top de la pagina

Negocios

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
23 de marzo de 2013
Negocios
 

Acueductos quiere generar su propia electricidad

La corporación pública es el cliente principal de la AEE

 

Por Marie Custodio Collazo / mcustodio@elnuevodia.com

La Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) está en una carrera para reducir su dependencia del sistema eléctrico de la Isla, como parte de sus estrategias para bajar los costos operacionales.

La ingeniera Lynette Ramírez, directora ejecutiva de la AAA, ofreció una presentación ayer, durante el congreso ambiental de la Asociación de Industriales, en la que detalló los proyectos para ahorrar electricidad y buscar fuentes alternas de energía para operar el sistema de acueducto y alcantarillado de Puerto Rico.

Entre las iniciativas, mencionó proyectos de energía eólica y solar, la posibilidad de comprar una barcaza de gas natural y hasta la adquisición de las plantas hidroeléctricas de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE). Y, ante todo, la AAA intenta desconectarse, lo más que pueda, de la AEE.

El gasto de energía de la AAA fue de $108 millones en el 2006 a $183 millones en el 2012, cuando el consumo se ha quedado más o menos igual y ronda los 140 millones de kilovatios/hora al año. Esto incluye las oficinas administrativas y las de servicio, así como las plantas de tratamiento de agua potable y aguas usadas, y las estaciones de bombeo del sistema de acueductos.

“Por más que uno hace proyecciones basadas en el historial de consumo energético, para nosotros ha sido un reto bien grande, ya que el aumento se ha vuelto impredecible e impacta nuestro presupuesto significativamente”, puntualizó la directora ejecutiva, ante una audiencia que conoce de primera mano las dificultades que presenta la inestabilidad del costo energético para la operación de una empresa.

Ramírez indicó que la AAA tiene dos acuerdos firmados con Aspenall Energies y Windmar para que instalen y operen generadores de energía solar y eólica en las mismas instalaciones de la corporación pública para evitar los costos de utilizar las líneas de transmisión de la AEE. Los contratos a largo plazo establecen el precio por kilovatio/hora entre 11 y 16 centavos, y el ahorro proyectado por año es de $3.8 millones. El primero de estos proyectos, en Canóvanas, debe comenzar a funcionar la próxima semana.

Un tercer acuerdo, para comprar energía a una planta de conversión de basura en energía con Renewable Power Development, todavía está en una fase preliminar. En ese caso, los ahorros estimados son de $5.8 millones al año.

Otro proyecto bien aspectado, dijo la ejecutiva, es la compra de una barcaza de gas natural para suplir la necesidad de la AAA. A la vez que dijo que le han hecho acercamientos a la empresa EcoEléctrica, pero que los acuerdos de esta última con la AEE obstaculizan la venta directa de energía a la AAA.

Un acuerdo que ahora se ve menos probable es la transferencia de las 10 plantas hidroeléctricas de la AEE, que al presente solo representan el 1% de la generación de energía del país, pero que tienen un potencial de llegar a producir 144 millones de kilovatios/hora por año, y en cinco años reducir a la mitad la compra de energía de la AAA.

De las 10 instalaciones existentes, cuatro están inactivas, y en total harían falta $24 millones para ponerlas al día; sin embargo, Ramírez afirmó que generarían ahorros de hasta $50 millones al año.

“Si me pongo el sombrero de Juan Alicia (director de la AEE), podrán entender que es una posición bien difícil porque nosotros (la AAA) somos su cliente principal, y al estar hablando de buscar alternativas, eso le afecta sus ingresos. Es una situación incómoda, pero que tenemos que verlo desde política pública de Gobierno para ver qué es lo más que nos conviene”, manifestó Ramírez.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: