Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
27 de febrero de 2014
12:35 p.m. Modificado: 12:36 p.m. Seguridad
 

Arrestan a dos dueños de farmacias por vender medicamentos adulterados

Cargos por fraude al Medicare y robo de identidad agravado

 

Por Mariana Cobián / mariana.cobian@gfrmedia.com

La investigación estuvo a cargo de oficiales de la Administración federal de Alimentos de Drogas y Alimentos. (alex.figueroa@gfrmedia.com)

Al menos 160 pacientes, en su mayoría de edad avanzada, usaron medicamentos para terapia respiratoria adulterados y contaminados supuestamente vendidos por cuatro personas que fueron arrestadas en la mañana de este jueves.

Francisco "Frank" Rivera González, Luis "Robert" Jiménez Feliciano, Francisco "Paco Pepe" Cintrón Acevedo y Derilyn Serrano Bernacet fueron acusados por un gran jurado, que emitió un pliego acusatorio por 14 cargos por fraude al Medicare, conspirar para cometer fraude al Medicare, y los primeros dos acusados también enfrentan cargos por robo de identidad agravado.

La jefa de fiscalía federal, Rosa Emilia Rodríguez, informó que Rivera González era dueño de Family Pharmacy, en Añasco; Jiménez Feliciano era dueño de la corporación RJ Medcare, una distribuidora de medicamentos en Añasco; Cintrón Acevedo era farmacéutico y dueño de la Farmacia Cintrón, en Utuado; y Serrano Bernacet era técnica de la Farmacia Cintrón.

"Estos individuos se dedicaban a adulterar y marcar falsamente los medicamentos controlados Levalbuterol y Budesonide, utilizados en las terapias respiratorias, en nebulizadores, que son máquinas con mascarillas para terapia respiratoria", manifestó Rodríguez.

Autoridades federales arrestan a cuatro personas por venta ilegal de medicamentos

La alegación de confiscación es de $225,929.21, que fue lo que el plan médico desembolsó. Sin embargo, Family Pharmacy sometió, por lo menos, 554 facturas falsas al Medicare pidiendo un desembolso por $309,456.81 por los medicamentos adulterados que distribuyeron a los beneficiarios de MCS Classicare.

Destacó que, entre enero de 2010 y septiembre de 2011, los acusados cometieron el fraude a programas médicos al cobrar por estos medicamentos, que adulteraron mezclando los ingredientes con agua y solución salina en un laboratorio que no cumplía con las condiciones higiénicas.

Rodríguez explicó que hacían las mezclas de los medicamentos en un establecimiento no autorizado y los empacaban con etiquetas que ellos creaban, colocándolos en cajas y las rotulaban con números de lote y fechas de expiración inventadas.

El laboratorio de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) reportó que se encontró hongo en los medicamentos que fueron confiscados. Los acusados usaban productos domésticos, como Lysol y Fantastik, para limpiar, dijo la fiscal.

"Por lo tanto, las posibilidades de que las medicinas que se le distribuyeron a personas con problemas respiratorios estaban contaminados son muy altas", agregó Rodríguez.

Arrestan a dos dueños de farmacias por venta de medicamentos adulterados
Francisco Cintrón, de la Farmacia Cintrón de Utuado y Francisco Rivera, de la Family Pharmacy de Añasco, supuestamente vendían medicamentos de terapia respiratoria ilegalmente y lo facturaban a los planes médicos como si fueran originales.

Detalló que Rivera González le pagaba a Jiménez Feliciano con cheques a nombre de Cintrón Acevedo o la corporación Franseb desde la cuenta de banco que se habían depositado los pagos de MCS. Jiménez Feliciano depositaba los cheques en su cuenta y retenía una porción del mismo antes de pagarle a Cintrón Acevedo, quien vivía en Dorado Beach East.

Cintrón Acevedo, según dijo la fiscal, era el dueño de la máquina que utilizaban para hacer la mezcla de los medicamentos adulterados y fue quien le enseñó a adulterarlos a la técnica Serrano Bernacet.

Asimismo, Rodríguez indicó que fue un familiar de un paciente quien dio la voz de alerta y enseguida las autoridades federales detuvieron el esquema y comenzó la investigación, que aún continúa.

"Es una pena que no podamos confiar hoy en día en nuestras farmacias de la comunidad", lamentó Rodríguez, quien especificó que, hasta el momento, no hay más farmacias involucrados en el esquema.

Destacó que un paciente que usó el medicamento adulterado falleció, pero no se ha podido vincular directamente si fue por el uso del mismo.

Los acusados comparecieron ante la magistrada federal Silvia Carreño Coll para la vista inicial y se adelantó que la Fiscalía no solicitaría la detención de los cuatro.

El fiscal asignado al caso, Wallace Bustelo, destacó que si los imputados son encontrados culpables, se exponen a penas de hasta 10 años de cárcel.

El jefe del FDA en Puerto Rico de la Oficina de Investigaciones, Ralph Culkin, destacó que de sospechar que recibió medicamentos adulterados o reportar cualquier problema puede llamar al 787-620-2530 y 1-866-627-8183.


Tags
Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: