Top de la pagina

Blogs

Noticias

Antes que llegue el lunes

Mayra Montero

BIO
    Facebook Twitter Digg Google Buzz
  • Visto: 441 veces
4 de diciembre de 2011

Rusos

Ha sido necesario que aparezca un artículo en The Washington Post, donde comentan la magnitud del tráfico de drogas y la violencia en Puerto Rico, para que el llamado zar antidrogas de la Casa Blanca, Gil Kerlikowske, jefe del Gabinete de Política Nacional de Fiscalización de Drogas, salga a la palestra pública y prometa que tomará medidas.

Se me ocurre una sola pregunta: ¿no se había enterado Kerlikowske de lo que pasaba aquí?

Se reunió con el comisionado residente en Washington y este lo puso al tanto de la situación, además de encarecerle ayuda. Sin embargo, son ellos los que están a cargo de vigilar las costas y de impedir que los cargamentos sigan entrando en Puerto Rico. Han estado a cargo de eso durante muchos años.

De modo que las agencias responsables de proteger estas fronteras, son las que han debido ir a Kerlikowske para contarle que la Isla está siendo utilizada como puente de entrada y salida de la mercancía, lo que ocasiona batallas campales entre gangas rivales, con el consiguiente reguero de víctimas mortales.

 En todo caso, ¿cómo vamos a creer que el zar Kerlikowske, que se supone que lo sabe todo en lo que respecta a los cárteles y el movimiento de drogas en el mundo entero, no va a saber que en Puerto Rico una buena parte de las costas están casi al garete?

Hace unos meses, cuando aquí ya se sabía que este año se rompería el récord de asesinatos, y se sabía que las incautaciones de cocaína se habían disparado en 2010 (lo que significaba que estaba entrando más droga que antes), y por lo tanto había bajado el precio en la calle, Kerlikowske estaba en Rusia, tratando de resolver los problemas vinculados al tráfico de heroína en Afganistán. Por la misma época, hablaba en los medios sobre los asuntos de México y los de Colombia. De Puerto Rico, que yo sepa, no había dicho una palabra hasta ahora.

Un silencio que conlleva interrogantes serias. Sobre todo porque, hace unos días, dos agentes federales revelaban a este diario la gran escasez de hombres y de medios que padecían en la Patrulla de Fronteras, la Guardia Costanera y hasta en el Servicio de Aduanas. Tranquilamente sugerían que el hecho de hacerse de la vista larga con lo que pasaba aquí, podía ser una estrategia de las autoridades federales para reducir la tensión en la frontera con México y en la Florida. Los jefes de esas tres agencias lo desmintieron todo. Pero hubo uno, el de la Guardia Costanera, que al ser interrogado sobre si tenía recursos suficientes, soltó esta perla: “Los recursos que he recibido del Congreso para ejecutar mi misión en Puerto Rico son los recursos que tengo”.

Perfecto. Lo que recibió es lo que tiene. ¿Pero, es suficiente? No lo sabremos nunca. Lo que tiene es lo que recibió. Así da gusto que nos aclaren las dudas.

 Aparte de alertar al zar Kerlikowske sobre el trasiego de drogas en la Isla, las muertes violentas y el lavado inmisericorde de dinero, supongo que le habrán dicho que en Puerto Rico se considera epidémico el consumo ilegal de pastillas, y que ocho de cada diez gatilleros se atiborran de percocet, xanax y otros medicamentos cuando van a cometer algún asesinato.

Lo de las farmacias y los médicos implicados en estas redes es otro tentáculo del pulpo. No es posible verlo como un delito aislado del gran negocio del narcotráfico en Puerto Rico.

Los narcotraficantes necesitan que los gatilleros les ajusten cuentas, y la mayoría de los gatilleros no funcionan si no les calientan las neuronas con esas pastillas de venta controlada. Cada farmacéutico, cada médico que se mete en eso, sabe perfectamente lo que hace: no le están vendiendo una pastilla a una viejita para calmar un ataque de nervios. Es más, a la viejita le niegan la pastilla. Son dosis de tratamientos largos para pacientes falsos, con las que se embolsillan cantidad de dinero.

Entonces, cuando en el artículo de The Washington Post se habla de la manera en que el narcotráfico lo va permeando todo, lo infiltra todo subrepticiamente, se refieren a eso. A que en un pueblo diminuto como San Sebastián, cuando una organización necesita la complicidad de tales médicos y tales farmacias, a billetazo limpio la consigue. En apariencia, un mundo idílico, todos muy buena gente. Pero la podredumbre subterránea late invisible.

Es lo que hay que explicarle, con pelos y señales, al zar Kerlikowske, que no sabía cómo se bate el cobre en Puerto Rico, pero que, ahora que lo sabe, se compromete a coordinar recursos contra el narcotráfico.

De hecho, en aquel viaje a Rusia que hizo meses atrás, Kerlikowske se interesó por la forma en que la Policía de Moscú entrenaba a la Policía afgana para que combatiera el tráfico de heroína. La Policía rusa, según dicen, es de las más corruptas del planeta. Pero, con el beneplácito del zar, enseñan a portarse bien a los afganos.

De ahí que yo sospeche que, si le insistimos demasiado al zar, cualquier día nos mande a los maestros rusos. Crucemos los dedos.

  • 0Comentarios
  • Enviar
  •                       
  •                       
Cargando..
Jueves 27 de noviembre de 2014
85ºF El Clima El Clima
Top
Páginas: 1 2 3
Fin
Calendario
3.08.2014

Epidemias

Me maravillo del silencio de todos esos artistas que presumen de su fervor por la niñez, pero que no han dicho una palabra sobre la muerte de cientos de niños palestinos en la sobrepoblada Franja de Gaza, un lugar donde estalla un petardo y ya se mueren cinco, porque viven todos hacinados.Con la exc...

26.05.2014

Ilusión

Cuando hace dos semanas hablé de las fusiones posibles, y de las imposibles, entre agencias y oficinas del Gobierno, a fin de ahorrar dinero al fisco, ya me olía que la Procuradora de las Mujeres no iba a encontrar acomodo en Familia. Si finalmente la obligaban a que se metiera allí, habría surg...

20.04.2014

Quién

El caso de la alegada ruina del boxeador Tito Trinidad, es el de muchas personas que sí se hallan en situación desesperada y que, lamentablemente, no han tenido la suerte de que los bancos, por la presión mediática, se compadezcan de ellos. La mayoría no ha perdido tanto como el boxeador, por...

30.03.2014

Levedad

Poco antes de empezar un concierto en Bellas Artes, hace unos días, se advertía a la concurrencia que estaba prohibido el uso de teléfonos celulares, grabar o tomar fotos. Fue como si hubieran dado el pistoletazo de salida. En vez de advertencia aquello sirvió como recordatorio. Decenas de personas ...

23.02.2014

Demonio

¿Qué pierde el gobernador de Puerto Rico si mañana se levanta por el lado justo de la cama, decide ignorar la presión de sus oportunistas asesores, y anuncia que la deuda es impagable y que, por tanto, hay que reenfocarla entera? ¿Qué pierde si les advierte a los acreedores que él no quiere seg...

Páginas: 1
Fin
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: