Top de la pagina

Blogs

Noticias

"¡Qué bueno es estar vivo!"

Carmen Millán Pabón

BIO
    Facebook Twitter Digg Google Buzz
  • Visto: 5354 veces
14 de marzo de 2013

Seguro de muerte segura

Las experiencias que narra mi amigo Ángel Antonio son de antología. Aunque a veces pienso que es un exagerado-hipocondriaco-histriónico-patético, el condena’o me hace reír hasta que me duele la cara. Garantizado. No falla. Así es, aunque a él no le parezca gracioso.

Durante una de esas conversaciones de corte filosófico low budget, le puse el tema de la importancia de los seguros de vida como una forma de dejar protegida a nuestra familia en caso de muerte, la casa salda, las cuentas en cero… y todas las ventajas que te anticipan los vendedores.

¡Jamás imaginé la barrabasada con que me estaría bajando el moco!

Empezó diciéndome que si me había calado hondo una nueva serie de anuncios de la televisión local, que no le buscara tema de conversación. Que prefería comentar los de la televisión gringa, “respetuosos con los viejos, la calidad de vida una vez se retiren, y la seguridad económica de los beneficiarios sobrevivientes”.

No conforme, me dijo que tampoco son “seguros de vida”, que son “seguros de muerte”, porque “a uno no le dan na’ si está vivo”.

“¡Jelooouu! Mira Carmen, yo me siento como coco nuevo. Voy a pasar la expectativa de vida. Entonces, cuando me muera, ya habré depositado varias veces los $500,000.00 que valgo muerto. Y, para colmo, esa cantidad no le va a servir de mucho a mis hijos. Para ese entonces, el costo de vida va a ser tan alto, que no le van a rendir ni para la gasolina y la luz”, me dijo.

“¡Toño! No te exaltes por eso, de aquí a que te mueras -si pasas los 73 años- la energía será renovable y los carros no van a usar gasolina, así que no te tienes que afanar por que el medio millón no le rinda a tu viuda y a tus hijos”, le dije poniéndole el dedo en la llaga con el comentario que se merecía. Y es que la expectativa de vida de las mujeres excede la de los hombres.

Sin embargo, en vez de ponerlo a pensar en la seguridad económica de su familia, mi amigo se encrespó como gato a la defensiva ante perro amigo.

Para “defenderse”, me dijo que cuando llamó a uno de los seguros que paga para ayudarle económicamente en caso de enfermedad catastrófica, le dijeron con tono de “a mí qué me importa”, que no le desembolsarían ni un chavo prieto a menos que probara medicamente que se iba a morir en los próximos 3 meses.

“La condición médica me surgió, e inmediatamente llamé para empezar los tratamientos; pero si no me iba a morir, nonines. Ni un chavo para terapias. ¿Qué necesitan? ¿Qué uno se chave? Honestamente, no lo entiendo. La lógica dice que si te mejoras con el tratamiento, puedes seguir pagando el seguro, y ellos siguen enriqueciendo sus arcas. Si te mueres, tus herederos cobran, y la aseguradora pierde un cliente. ¡Y uno con tantas ganas de echar pa’lante!”, me dijo furibundo.

Le dije que debido a que se había limitado a firmar sin leer las letras chiquitas del contrato, se merecía el cantazo.

“¡Ñó! ¡Toño, parece que estabas borracho cuando firmaste, o estás borracho ahora! Protege a los tuyos. La muerte es lo único seguro que todos tenemos. Celebra la Vida que tienes sin pensar que te queda poca. Lo que te queda es menos de lo que tenías hace un rato”.

  • 0Comentarios
  • Enviar
  •                       
  •                       
Cargando..
Lunes 22 de diciembre de 2014
79ºF El Clima El Clima
Top

Carmen Millán Pabón

Sangermeña que quiso ser periodista desde que aprendió a leer. Tras el bachillerato de Estudios ...

  • Sígueme en:
  • Síguenos en Facebook
  • Síguenos en Twitter
  • Subscríbete RSS
Fin
Calendario
5.12.2014

El arbolito imperfecto

Para Nélida Ramos & Aníbal Colón; Daniel Colón-Ramos & Emily Wang, y Alexandra, Beatriz y Caysani Como todos los años, espero a que pase el 30 de noviembre para comprar nuestro arbolito de Navidad. Hasta el 1ro. de diciembre, nada -nadita de nada- que insinúe  nuestra tempora...

27.11.2014

Gracias por las rebajas, San Pavo

“Hoy, San Pavo, gracias te doy por cuanto tengo. Por eso soy. Gracias por la oportunidad de tener amigos y familiares saludables que puedan hacer la Carrera del Pavo a las megatiendas por mí. Sabemos, San Pavo, que habrá personal del Departamento de la Familia velando por el bienestar de preñadas, g...

13.11.2014

¡Feliz celebraVida 2014!

Todavía no entiendo a la gente que le apestan los cumpleaños. Tampoco a los que se enfurecen con el espejo, que nunca miente. Gracias a los que se inventaron la supuesta maldición de que romper un espejo garantiza 7 años de mala suerte, continúan vivos esos cristales que reflejan verdades. Mi...

6.11.2014

Brittany

 Eleta en mi mundillo de “preocupaciones”, trataba de disfrutar un café –de esos quema lengua gringos- cuando los gritos de más de una decena de personas interrumpieron mis divagaciones.  Dos mujeres se agarraron las greñas con tal desesperación que pensé que se les caerían las exte...

10.04.2014

Pinchazos, risas, “y más…” (3)

¿A quién le han dicho que las agujas que usan para acupuntura duelen? ¡Apuesto que nadie! Entonces, para que quede escrito en los anales digitales, certifico que los agujones que usan los acupuntores duelen más que una picada de cien mosquitos juntos. El cuento anti dolor está inspirado en el m...

Páginas: 1
Fin
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: