(horizontal-x3)
Un estudio reveló que las focas cachorro tienen un periodo crítico de unos 40 días para adentrarse al mar y sobrevivir (AP).

Londres - Los cachorros de foca gris tienen, en teoría, cerca de 40 días para aprender a sobrevivir, ya que cuando apenas cuentan con tres semanas de vida, son abandonados por sus madres. Este estudio, divulgado por "ScientificReports", aportaría claves cruciales en su comportamiento para proteger mejor su hábitat.

Un equipo científico liderado por la Universidad británica de Plymouth, autor de la investigación, halló claras diferencias del comportamiento de los cachorros foca gris, mientras aprenden a buscar alimento en las primeras fases de su independencia.

Al ser abandonados en el primer mes de vida, muchos de ellos nunca se aventuran dentro del mar y menos aún a buscar su propia comida. Así que, de acuerdo al estudio, tienen un periodo crítico de unos 40 días para adentrarse al mar, hallar recursos regulares de alimento, perfeccionar sus habilidades acuáticas, así como sus técnicas para cazar, antes de que agoten sus reservas de energía.

Empleando información recababa con aparatos especiales de seguimiento, los científicos mostraron que es más probable que los cachorros hembra de las colonias estudiadas en Gales, puedan bucear en aguas más superficiales que los machos, alcanzando el fondo del mar con mayor frecuencia.

Los factores intrínsecos y extrínsecos impulsan la ontogenia del comportamiento en la vida temprana en el mar en un depredador superior marino.

Focas hembras sobreviven más

Además, como resultado, vieron que es más probable que esos cachorros hembras puedan obtener mayores oportunidades de alimentarse.

Pese a que las focas grises machos son más grandes que las hembras, existen diferencias significativas en el tamaño de sus cuerpos a esas edades, según los científicos, que sostienen que las diferencias sobre el comportamiento de los cachorros podrían deberse a procesos psicológicos que les preparan para la vida adulta.

El estudio aportó datos de focas jóvenes procedentes de Escocia, que las mostraba dirigiéndose a través del Mar del Norte hasta Noruega, mientras que otras provenientes del Oeste de Gales viajaron hasta la costa norte de Francia.

Algunas de las focas continuaron en el mar sin regresar a tierra por un periodo de dos meses durante esta temprana fase de desarrollo.

Los científicos creen que el conocimiento sobre el comportamiento inicial de búsqueda de alimento de cachorros de foca gris en el Reino Unido podría ser importante para el desarrollo de la futura protección de su hábitat clave cuando se encuentran en su etapa más vulnerable.

"Las focas grises son las máximas depredadoras en las aguas del Reino Unido, pero sabemos muy poco sobre el comportamiento en las fases tempranas de la vida de los cachorros jóvenes en el mar", indicó Matt Carter, estudiante de postgrado del Grupo de Investigación de Vertebrados Marinos de la Universidad de Plymouth.

"Durante las primeras tres semanas de vida, mientras están lactando en tierra, pueden triplicar su masa, pero entonces sus madres les abandonan y tienen que valerse por sí mismos", agregó.

Según Carter, este estudio "da respuesta a algunos de los espacios en blanco con relación a lo que sucede cuando se adentran al mar, y ayudará a comprender más los tipos de hábitat que son importantes para su desarrollo".

El Reino Unido sirve de hogar a alrededor del 40% de la población de focas grises del mundo y tiene la obligación bajo la legislación de la Unión Europea de mantenerlas dentro de un estatus de conservación favorable.

Este estudio empleó información de 52 cachorros de foca gris de colonias de Escocia y Gales.


💬Ver 0 comentarios