Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Representación artística de 30 planetas fuera de nuestro Sistema Solar con potencial habitable (horizontal-x3)
Representación artística de 30 planetas fuera de nuestro Sistema Solar con potencial habitable. (Suministrada / PHL / UPR Arecibo)

Arecibo - Cada día un promedio de mil investigadores y estudiantes de diversos campos de las ciencias en el mundo consultan los catálogos del Laboratorio de Habitabilidad Planetaria (PHL, por sus siglas en inglés) de la Universidad de Puerto Rico en Arecibo (UPR).

El PHL es un laboratorio virtual de investigación y educación que estudia la habitabilidad de la Tierra, el Sistema Solar y los exoplanetas. Su meta principal es tener un registro del universo potencialmente habitable, afirma su director, el profesor Abel Méndez.

El catálogo de Exoplanetas Potencialmente Habitables (HEC, por sus siglas en inglés) del PHL fue el primero creado en el mundo, hasta ahora el único, y el que más interés genera entre los visitantes del laboratorio. El 99% de las cerca de 30 mil entradas que recibe al mes son visitantes internacionales. “Entre los primeros 10 países que nos visitan a través de la internet no está Puerto Rico y queremos que más gente de nuestra isla se entere de lo que hacemos aquí”, dice Méndez.

El HEC tiene una lista de 30 planetas descubiertos desde observatorios en la Tierra o el espacio.

Mientras que el Catálogo de Exoplanetas del PHL tiene casi 2,000 mundos, señala Méndez, quien es científico planetario y astrobiólogo.

Estos catálogos seguirán ampliándose con nuevos descubrimientos. La misión Kepler de la NASA tiene 112 exoplanetas potencialmente habitables, en espera de que se confirmen, y 4,604 candidatos a exoplanetas.

Ilustración del planeta Kepler 186 f

Planetas potencialmente habitables

Los científicos consideran como zona habitable las distancias de las órbitas de planetas a su estrella, que permiten la existencia de agua líquida, un ingrediente que es esencial para la vida tal y como la conocemos.

Méndez explicó que para que existan microorganismos, es suficiente con agua líquida. "Pero si estamos hablando de otras formas de vida, se necesita algo más que agua líquida", aclaró.

El profesor Méndez es un científico planetario y astrobiólogo en la UPR en Arecibo que estudia el potencial para la vida de los planetas. Ha trabajado en Fermilab y NASA Goddard como parte de sus estudios graduados en Física Teórica y Biofísica en la UPR de Mayagüez. 

También trabajó con Chris McKay en sensores de habitabilidad en NASA Ames. Su trabajo ha sido reseñado por muchos publicaciones internacionales, tales como: National Geographic, Scientific American y Discover, indica la UPR de Arecibo.


💬Ver 0 comentarios