Top de la pagina

Negocios

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
1 de febrero de 2013
12:00 a.m. Modificado: 10:32 p.m. Actualidad
 

Cómo matar una empresa exitosa en 3 pasos

Experto asegura que estos errores tumban a muchas firmas multimillonarias.

 

Por ELNUEVODIA.COM

Quien hay intentando crear y mantener su propio negocio conoce de primera mano el sacrificio que conlleva y todos los errores que se pueden llegar a cometer.

Pero no son solo los empresarios pequeños los que sufren. Resulta que numerosas empresas grandes, incluso las que entran en la lista Fortune 500, desaparecen en un promedio de solo 40 años, según The Idea Monkey, Mike Maddock.

Y Maddock, colaborador de la revista Forbes con “25 años de experiencia iniciando y administrando pequeños negocios que ayudan a negocios mucho más grandes”, tiene identificados tres fracasos clásicos de las grandes firmas, como las desaparecidas Borders y Circuit City.  

1 La miopía de solo ver el presente -  “Extraen cada vellón de ganancia, cada segundo de eficiencia, cada onza de sudor. Marchan al ritmo de los reportes de ingresos, tratando con desesperación de cumplir con las expectarivas externas”. Pero, advierte Maddock, llega el momento en que esta mitigación de riesgos se agota y no hay innovación para nutrir el negocio. “Ya que algunos expertos argumentan que hasta 54% del valor de una acción se basa en ideas que ni siquiera se han pensado aún”, es vital activar a los innovadores, si es que los encargados de la eficiencia no han recortado esas plazas, plantea The Idea Monkey en broma y en serio.

2. Poner el producto por encima del cliente  - Maddock distingue entre las firmas que se concentran en el ‘qué’, sus productos y distribuidores, y las que no descuidan el ‘quién’, es decir, la clientela y sus necesidades. “Por ejemplo, las aseguradoras, farmacéuticas, firmas de cuidado de salud y la academia a menudo escuchan demasiado a sus agentes, doctores y profesores. La innovación real comienza con el usuario”, recomienda, a la vez que insiste en que no se trata de cambiar el modelo de negocio, sino la mentalidad. Su sentencia: “La compañía que mejor comprende y anticipa las necesidades cambiantes del consumidor, gana”.

3  Nutrir el miedo, no la creatividad – Las chispas de inspiración se apagan en las compañías que no propician el intercambio de ideas, señala el experto. ¿La solución?Fomentar una cultura corporativa que permita no solo acoger el cambio, sino fracasar y poder seguir adelante, sin olvidarse de sonreír en el proceso. De lo contrario, “aun las mejores ideas no crecerán”, porque  “el miedo es el enemigo de la creatividad”.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: