Al parecer al baloncelista boricua José Juan Barea no le fue bien ayer en sus negociaciones con el equipo de los Mavericks de Dallas.

Según publica ESPN, el armador podría quedar fuera del equipo, siguiéndole los pasos a Tyson Chandler y Caron Butler.

"No pinta bien aquí en Dallas, no sé... Estoy decepcionado. No me esperaba esto. Espero que mejore", dijo Barea anoche.

Los Mavs buscan mantenerse por debajo del tope salarial de cara al verano, ofreciendo contratos de un año y no pagando demasiado. Esta decisión provoca mucha incertidumbre entre algunos jugadores como Barea, Butler y Chandler.

Barea hizo hincapié en que regresar a Dallas, el equipo que lo fichó hace cinco años como un novato no reclutado de Northeastern, sigue siendo su prioridad.

Sin embargo, dijo, las conversaciones con los Mavs y el agente Dan Fegan le llevan a creer que los Mavs no están dispuestos a ofrecer cerca de lo que pueden obtener en otros lugares.

"Es decepcionante que no vamos a hacer lo que hay que hacer para traer de vuelta el equipo. Creo que los fans quieren que yo vuelva. Pero, no sé...", dijo Barea.