Top de la pagina

Negocios

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
19 de febrero de 2014
10:55 a.m. Actualidad
 

En manos de los bonistas

El Gobierno accede a múltiples peticiones de los inversionistas

 

Por Joanisabel González / joanisabel.gonzalez@elnuevodia.com

Las corporaciones públicas no podrán depender del dinero del BGF para cuadrar sus presupuestos.(Thinkstock)

La necesidad de dinero  que tiene el Gobierno quedó más que evidenciada ayer cuando aceptó que está dispuesto a pagar una tasa de interés histórica y a otorgar mayores garantías de repago a los bonistas.

La presión es tal que el Gobierno también confirmó que la anunciada emisión de bonos por $3,500 millones, al parecer, no será suficiente para cubrir sus operaciones más allá del año fiscal 2015.

Ayer, y en aras de que el mercado de capital alivie por última vez la crisis de liquidez que encara Puerto Rico, el gobernador Alejandro García Padilla y su equipo fiscal y económico dejaron entrever  a los cientos de inversionistas que participaron de una conferencia telefónica coordinada por el Gobierno, que están dispuestos a todo para cumplir con sus exigencias.

Sin embargo, los analistas parecían inconformes, ello aunque el Gobierno prometió, según reveló el martes El Nuevo Día, otra ronda de recortes y posibles aumentos tarifarios.  Como parte de ese esfuerzo, el gobierno contempla el cierre de unas 200 escuelas y la suspensión del pago de licencias.

Además, para complacer a los bonistas, la Administración de García Padilla está dispuesta a ceder la jurisdicción de Puerto Rico al estado de Nueva York,  en caso de que haya que dirimir controversias entre Puerto Rico y éstos.

El analista Joseph Rosemblum, de Alliance Bernstein, inquirió a Puerto Rico sobre el arbitrio del 4% a las corporaciones foráneas y sobre el alcance de los recortes que se aplicarán de cara al año fiscal 2015. El analista de créditos en problemas, Jon Pruchansky, de Arrowgrass Capital Partners, preguntó qué hará el Gobierno si el Tribunal Supremo revoca la reforma al plan de pensiones magisterial.

Y el director gerencial de Stone Lion Capital Partners, Elan Daniels, preguntó si Puerto Rico estaba dispuesto a otorgar garantías adicionales a los inversores que compren bonos.

“Sí”, contestó, el presidente interino del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), José V. Pagán  al ejecutivo de  Stone Lion al tiempo que explicaba que el proyecto de ley que autorizará la emisión de bonos por $3,500 millones ofrece “la flexibilidad” necesaria para que se incorporen garantías adicionales.

“Tenemos que llevar la transacción al mercado para obtener la liquidez que queremos. Nos va a dar liquidez, pero todavía nos queda camino por recorrer”, dijo por su parte la secretaria de Hacienda, Melba Acosta Febo.

El BGF buscará colocar la mayor parte de esa emisión en marzo próximo de la mano de Barclays, Morgan Stanley y RBC.

Sin embargo, nada de lo que se tome prestado irá a nuevas obras o mejoras permanentes, sino a pagar deudas de casi tres años y tampoco será suficiente. El BGF, en contrapeso, vería un alivio en sus libros de unos $2,000 millones.

“Estamos, ahora mismo, analizando, viendo cuánto dinero necesitamos para durar 18 meses. Dependerá en gran medida de las transacciones que se afectaron con la degradación crediticia”, sostuvo Pagán mientras en paralelo Fitch Ratings degradaba a rango especulativo a la AAA y a la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE).

Todo en la mesa

Empero, para traer dinero a las arcas para pagar casi $3,000 millones en deudas viejas, Puerto Rico tendrá que pagar una tasa de interés en la vecindad de 9% -la tasa más alta que se haya suscrito en Puerto Rico- en un bono que ofrece triple exención contributiva.

“Lo que más interesa a la mayoría de los bonistas o potenciales compradores es que la transacción esté sujeta a la ley de Nueva York, de manera que ellos tengan un foro conocido en caso de que tuvieran que ir a cobrar. No quieren exponerse al sistema judicial de Puerto Rico”, dijo Pagán.

El funcionario sostuvo que se ha otorgado este tipo de garantías anteriormente.

No obstante, más allá de la tasa de interés o de ceder la jurisdicción, Pagán advirtió que tomar prestado otros $3,500 millones solo resuelve el corto plazo.

“Seguir financiando déficit no es sostenible”, advirtió Pagán. “Si no hay voluntad para cuadrar el presupuesto, tanto de agencias como de corporaciones públicas, lo que estamos haciendo es incurrir en deuda cara y agravar la situación”.

“Hemos actuado contundentemente para atender los muchos retos fiscales de Puerto Rico”, enfatizó García Padilla.

“Pero todavía hay mucho que hacer”, agregó el mandatario al reiterar que presentará un presupuesto sin déficit para el año fiscal 2015. “Las corporaciones públicas no podrán continuar dependiendo del Banco Gubernamental de Fomento (BGF) para financiarse”, prosiguió García Padilla en un intento por justificar la causa de Puerto Rico ante potenciales inversores.

Extensa lista de ajustes

García Padilla y, posteriormente, el presidente de los directores del BGF, David H. Chafey, el presidente interino del BGF,  la secretaria de Hacienda y el director ejecutivo de la Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP), Carlos Rivas, pasaron revista de los ajustes implementados a la fecha. El equipo fiscal recordó las modificaciones a los planes de pensiones, los aumentos en contribuciones para cuadrar el presupuesto (mayormente a corporaciones), los aumentos en tarifas o ingresos tanto para la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), como para la Autoridad de Carreteras y Transportación (ACT), entre otros cambios.

Tags
Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: