El cineasta James Cameron dio detalles de su viaje en marzo pasado al punto más profundo del mar, que queda en la fosa de las Islas Marianas, en el Océano Pacífico.

Cameron, director de las películas Avatar, Titanic, The Terminator y Aliens, participó el martes en un conversatorio en la American Geophysical Union en San Francisco, California.

“Acabamos obteniendo resultados científicos increíbles en este proyecto”, reseñó el portal en la web del periódico ABC.

El director de cine descendió al fondo de la fosa de Nueva Bretaña, a unos 8.2 kilómetros de profundidad, donde filmó comunidades de un gusano marino llamado enteropneusta así como anémonas de mar, informó por su parte la revista Nature.

En la expedición, llamada “Deepsea Challenge”, Cameron descendió al  abismo Challenger, a unos 11 kilómetros de profundidad, en la fosa de las Islas Marianas.

El explorador también filmó afloramientos de rocas cubiertas por extrañas láminas de microbios. 

En el conversatorio Cameron relató cómo se preparó para estar nueve horas encogido dentro del batiscafo en que descendió al lugar más profundo del mar

“Hice yoga durante seis meses para poder encajar en la esfera de un metro”, manifestó Cameron. Indicó que de momento, no planea participar en una exploración similar.