Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Ednita Nazario comparte su dolor por primera vez (semisquare-x3)
Entre otros temas, la cantante, que se presentará en el Coliseo de Puerto Rico el 13 y 14 de mayo, hace mención dentro de sus relatos de lo duro que es ser mujer dentro de la industria de la música. (Wanda Liz Vega Dávila)

Ednita Nazario puede estar bien “fastidiá”, pero si le toca cantar, canta. El dolor físico y el emocional lo sufre ella, no el público.

Fue así hasta que se convenció de llevar su vida a un libro, cuyas páginas recogen lo que transcurrió tras bastidores en los momentos más gloriosos de su carrera, y también en los más dolorosos de su intimidad.

“Una vida” es un libro revelador, de fácil lectura. Es un recorrido desde la infancia de la artista hasta el “renacer” que experimenta ahora en lo personal y artístico tras reponerse de una depresión y retomar su carrera con un nuevo equipo de trabajo.

De todo lo expuesto en 30 capítulos, lo más difícil fue revolcar el dolor que le causaron cuatro pérdidas: la de su madre y padre, y las de dos bebés, uno fruto de su primer matrimonio con Laureano Brizuela, y otro de su tercer y actual matrimonio con Luis Bonnet.

“El primero lo sufrí muchísimo, porque era una muerte plural, porque se acababa mi matrimonio, se acababa el bebé y al poco tiempo murió mami, o sea que fue una época bien tormentosa de mi vida, y me dolió mucho por la forma en que Laureano reaccionó”, compartió la artista ayer.

El segundo aborto natural lo tuvo en el marco del concierto “Espíritu libre”, en el estadio Hiram Bithorn. Esa pérdida la sacudió más porque ya conocía lo que era ser madre. Ya había tenido a su hija Carolina.

No habló antes de estas pérdidas por la tristeza que cargan. 

“Me dolía mucho”, dijo. “ No sé por qué siempre he tenido la costumbre de no compartir el dolor, no quiero que sea una carga para nadie. Siempre he encontrado que la misión mía en la vida es entretener, divertir, apoyar, dar, dar, dar… Yo he estado fastidiá muchas veces, pero una vez me monto en el escenario yo no quiero que eso se note. Quiero que la gente que llegó allí la pase bien porque para eso yo estoy, para eso vivo, para eso yo nací. Y cargarlos con todas las cosas que estaba pasando y que he ido pasando a lo largo de mi vida, no era algo que yo quería”, compartió.

Ednita, que acompaña la presentación del libro con un disco del mismo nombre, habla también de la crisis económica que tuvo mientras estuvo casada con Brizuela; de su primer gran amor, que no fue ninguno de tres esposos; de su llegada a Broadway de la mano del cantante Marc Anthony, y de cómo su hija la “salvó” de una depresión profunda.

Reencontrarse con esas memorias fue horrible, reconoció. “No fue fácil. Fue un proceso largo, donde tuve que tomarme mis 'breaks' porque yo no soy revisionaria, yo no miro nunca para atrás, nunca. Yo soy una 'rookie' siempre. Estoy aquí ahora, página en blanca y siempre he sido así”, manifestó.

La cantante ponceña hace mención en un par de ocasiones dentro de sus relatos de lo duro que es ser mujer dentro de la industria de la música. En ese sentido mencionóque desde temprana edad tuvo que lidiar con estereotipos -como que una mujer joven, linda 'tenía que tener la cabeza llena de aserrín'-, no obstante, la crianza que tuvo entre sus cuatro hermanos varones y los valores que la forman como persona, fueron su escudo. “Nunca he sido una frágil flor y eso me ayudó en la industria”, afirmó.

“Mi vida”, la nueva música

Las libertades que se dio Ednita soltando aspectos de su vida hasta ahora secretos, también se las dio en el estudio para grabar el álbum que impulsa sus próximos dos conciertos en el Coliseo de Puerto Rico. Es un proyecto diverso, que en once canciones reúne baladas, salsa y hasta el “beat” urbano.

Incluye además colaboraciones con los cantantes Axel, Gilberto Santa Rosa y Albita, y con el dj Happy Colors.

El tema “Ser tu amigo”, escrito por Manolo Ramos y que grabó con Gilbertito, es una fusión de balada y salsa. “Gilberto y yo somos panas de toda la vida y siempre quería grabar con él, siempre... Yo parto de mi balada y él entra en su cuestión y al final nos juntamos y es una de las canciones más favoritas del disco”.

Hay que manifestarse

Ednita cree en la democracia y desde esa conciencia reiteró su aprobación al Paro Nacional que se llevó a cabo el lunes por diversos sindicatos, estudiantes y civiles en general, pero no la violencia por parte de un grupo.

“Creo en las manifestaciones. Creo que la frustración nos lleva muchas veces a eso, pero creo en el diálogo, no creo en la violencia. La violencia no lleva a nada, pero tampoco creo en culpar a un grupo que se expresó con todo su derecho a defender sus puntos de vista, tanto las uniones como los estudiantes”, puntualizó.


💬Ver 0 comentarios