Problemas para dormir (horizontal-x3)
Las personas que duermen menos de lo recomendado, tienen mayores probabilidades de contraer enfermedades crónicas como, hipertensión, diabetes u obesidad.

A lo largo de la vida, las personas se ven expuestas a distintas situaciones que generan gran estrés en el día a día y que incluso pueden llegar a afectar el descanso.

Porque a pesar de que muchas veces se piensa de que los problemas del sueño sólo están asociados a enfermedades o trastornos, la escena de dar vueltas y vueltas en la cama sin poder dormir, puede estar determinada por factores o situaciones concretas que afectan los ciclos del sueño.

"Es común que las personas cuando se encuentran pasando por situaciones que le generan estrés o ansiedad tengan alteración en su sueño, mientras esto sea por periodos determinados", comenta Andrea Contreras, psicóloga de Centro KinePsi.

Entre esas situaciones están:

- La muerte de un cercano.

- El estrés generado por entrevistas de trabajo o exámenes importantes.

- Recibir noticias impactantes.

- El diagnóstico de enfermedades.

Todas estas se tratan de situaciones externas que podrían producir insomnio, en especial en personas con tendencias angustiosas. "Es una expectación ansiosa, en la que el paciente en vez de 'apagarse', se activa, la mayor parte de las veces por miedo a lo que vendrá", asegura la Andrea Contreras, neuróloga de Clínica Las Condes. 

"Yo recomiendo un poco de lectura ligera, no un libro, algo corto y simple. Además de que no tengan contacto con una pantalla al menos media hora antes de acostarse", comenta la especialista. 

Además, los especialistas aconsejan mantener la rutina del sueño, no beber cafeína ni bebidas energizantes antes de dormir, ni realizar ejercicio intenso por la noche. Asimismo, evitar los vicios asociados a la vida moderna, como el cenar muy tarde o mantenerse conectado a las pantallas de los aparatos electrónicos, incluida la televisión. 

La psicóloga del Centro KinePsi también recomienda utilizar elementos que contribuyan a la relajación de cada persona, como las luces tenues o música suave.

Eso sí, para el tratamiento del insomnio provocado por la pérdida de seres queridos, en ocasiones es necesaria la ayuda de métodos externos.

"En el caso del insomnio limitado en relación con eventos biográficos específicos, se puede indicar un hipnótico capaz de inducir el sueño, pero por un periodo limitado, solo durante el tiempo en que el evento este presente", explica Jorge Jorquera, broncopulmonar y miembro del Centro del Sueño de Clínica Las Condes.

Es importante recordar que a pesar de que la falta de sueño en estos casos se genera por situaciones específicas, las personas que duermen menos de lo recomendado, tienen mayores probabilidades de contraer enfermedades crónicas como, hipertensión, diabetes u obesidad.


💬Ver 0 comentarios