Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
1 de febrero de 2013
Puerto Rico Hoy
 

Gastan miles en pensiones de privilegio

El dinero, que suma más de $174,000 al año, proviene de las facturas mensuales que pagan los abonados de la corporación

 
El exdirector Miguel Cordero se encuentra entre los más beneficiados. (Archivo)

Por Gloria Ruiz Kuilan / gruiz@elnuevodia.com

La Autoridad  de Energía Eléctrica (AEE) paga anualmente $174,290.88 de su fondo operacional para costear las pensiones privilegiadas otorgadas por la Junta de Gobierno de la corporación a 14 jubilados desde 1988 hasta el presente.

 El dinero proviene de los ingresos que obtiene la AEE por las facturas de la luz, a pesar de que los estados financieros más recientes de la corporación pública (30 de junio de 2011) dan cuenta de una insuficiencia fiscal de $169 millones.

Entre los pensionados privilegiados se encuentran los exdirectores de la corporación pública Miguel Cordero y José  A. del Valle. 

Si no se le hubiera retirado tal privilegio al exdirector de la AEE Josué Colón, este    se hubiera sumado al listado de pensionados. Los 14 jubilados a los que la Junta de Gobierno de la AEE les concedió –a través de resoluciones– mayores beneficios para sus respectivas pensiones, bajo administraciones populares y penepés, son todos gerenciales. Estos incluyen a Nydia Vergé, exdirectora de Servicio al Cliente; Ana Margarita Rigual Pesquera, exsecretaria confidencial de Cordero; Ángel Luis Rivera Santana, exdirector de Planificación y Protección Ambiental, y Lourdes M. Alfonso, exdirectora de Servicio al Cliente.

Para frenar más erogaciones en privilegios, habría que enmendar la ley orgánica que permite que la Junta de Gobierno los conceda, dijo el síndico del Sistema de Retiro de la AEE José Rivera.

La administradora del Sistema de Retiro de la AEE, Marieolga Angleró Bruno, explicó que la corporación  desembolsa cada mes $14,524.24 para pagarles y así cumplir con los 14 jubilados a los que la Junta de Gobierno les concedió mayores beneficios.

“La cifra ha aumentado porque han aumentado las personas y las cantidades”, dijo Angleró Bruno. 

 La Junta de Gobierno de la AEE –mediante la  Ley 83 del 2 de mayo de 1941, que creó la corporación pública– tiene la potestad de conceder privilegios a los empleados para aumentarles sus beneficios como jubilados.   

  Sin embargo, desde 1995, el Sistema de Retiro de la AEE enmendó el Reglamento del Sistema de Retiro para evitar el desangramiento de sus arcas. Según contó el síndico,  el Artículo 9, Sección 4, del Reglamento establece que cualquier concesión que haga la Junta  para dar beneficios de retiro debe ser costeada por la corporación. 

Previamente, el Sistema de Retiro debía absorber toda concesión que hiciera la Junta de Gobierno. Era costumbre que jubilados regresaran a trabajar con un salario mayor a aquel por el que fue cotizada su pensión, y al retirarse por segunda ocasión, se les recalculaba la pensión con el  jugoso salario, explicó Rivera. 

“Así se duplicaron  pensiones”, dijo.

El caso más reciente conocido fue el de Colón, cuyos beneficios fueron revelados por este diario y la Junta de Gobierno determinó anularlos tras conocerse los pormenores. En este caso,  y a diferencia de los jubilados con pensiones privilegiadas, Colón no contaba con 30 años de servicio en la AEE. Su pensión por 25 años era con 62.5% de beneficios y la Junta de Gobierno le concedió 10% adicional para llevarla a 72.5%. Posteriormente, trascendió que Colón no contaba con 25 años de servicio, sino con 21, y debía pagar $38,439.17 al Sistema de Retiro por los años en que fue empleado temporero de la AEE. 

 En ruta otras pensiones 

Ahora, y tan reciente como la semana pasada, el Sistema de Retiro devolvió a la Junta de Gobierno de la AEE dos resoluciones que buscan conceder más privilegios a jubilados. Las pensiones contempladas en ambas resoluciones no se han desembolsado, dijo Angleró Bruno. 

 “El resultado de esas resoluciones no está claro para propósitos de nosotros, del cumplimiento con el Reglamento del Sistema de Retiro. Lo devolvemos para que ellos (la Junta de Gobierno) aclaren,  (porque) consideramos que esas resoluciones –de acuerdo a como  está nuestro reglamento– no las podemos implementar, y lo que queremos es que aclaren  las inquietudes que nosotros tenemos”, explicó Angleró Bruno.

Una de las resoluciones beneficiaría a Gilberto Rivera Lebrón, quien dejó hace poco más de una semana el puesto de administrador de la Oficina de Auditoría Interna de la AEE. 

A Rivera Lebrón le aprobaron mayores beneficios en diciembre pasado, luego de haberse retirado en 1992 y regresar a trabajar en el 2000. El Sistema de Retiro tiene dudas con los beneficios de Rivera Lebrón, puesto que, para sus récords, entró como un nuevo empleado en el 2000 tras dejar sus activos en el Retiro e incumplir con el pago de un préstamo, contó Rivera. 

Antes de jubilarse en la segunda semana del mes de enero, Rivera Lebrón fue uno de los gerenciales que recomendaron la transacción que dio paso al desembolso de los $38,439.17 para pagarle a Colón los poco más de tres años que debía al Sistema de Retiro de la AEE. 

La otra resolución,  analizada por el Sistema de Retiro y devuelta a la Junta de Gobierno, beneficiaría a tres ingenieros que laboraban en las subsidiarias de la AEE y a quienes no les aplican los beneficios del Sistema de Retiro de la AEE por no ser empleados de la corporación pública.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: