Top de la pagina

Negocios

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
2 de noviembre de 2013
Negocios
 

Guayama cambia su estrategia económica

Busca incentivar el comercio tras la baja en la actividad farmacéutica

 
El motor económico de la Ciudad Bruja ahora lo componen los centros comerciales, según el vicealcalde, Jorge Correa Bernier. (Archivo)

Por Daliana Rosario Núñez / Especial Negocios

La continua reestructuración en las farmacéuticas en la Isla ha provocado que el municipio de Guayama haya cambiado su enfoque económico hacia el desarrollo de empleos en el comercio y otras industrias.

A pesar de que las farmacéuticas Baxter, Lilly del Caribe y Pfizer mantienen sus operaciones en el área de Guayama, algunas de estas plantas han hecho reducciones significativas de empleados.

El vicealcalde de Guayama, Jorge Correa Bernier, afirmó que aunque las farmacéuticas aportan una gran cantidad en patentes, no generan muchos empleos. Las industrias farmacéuticas aportan $5 millones de los $9.9 millones que el municipio recibe en patentes.

La gerencia local de Pfizer informó mediante reacción escrita que su planta de Guayama emplea a más de 800 personas. Por otro lado, la planta Lilly del Caribe emplea a 250 personas en Guayama, según comunicó Ileana Rivera, directora senior de Recursos Humanos de Lilly en Puerto Rico.

Esta compañía, a pesar de haber experimentado la expiración de la patente de Cymbalta el verano pasado, no reportó despidos relacionados, aunque sí abrió una ventana de retiro voluntario.

“Quedan varias farmacéuticas, pero no (quedan) las suficientes para mantener un crecimiento económico”, indicó Correa Bernier, quien a su vez señaló que el motor económico de Guayama ahora se compone del comercio y los centros comerciales que operan en el municipio. Como por ejemplo, indicó, el centro comercial Plaza Guayama genera unos mil empleos, entre tiempo parcial y tiempo completo, en temporada regular.

Deteriorado el comercio en casco del pueblo de Guayama

Diversificación

Por su parte, el alcalde del municipio, Eduardo Cintrón Suárez, se mostró confiado con sus proyectos para la creación de empleos, entre los que también se promueve el desarrollo del casco urbano de Guayama.

“Se está trabajando un proyecto para remozar el casco urbano pintando las estructuras con fondos provistos por el municipios para fomentar el comercio en el casco urbano del municipio”, señaló el alcalde.

Entre otros proyectos relacionados al centro de la ciudad, Cintrón Suárez comentó que tiene planes para la creación de un pequeño centro comercial en la plaza municipal para atraer inversionistas al casco urbano de Guayama. Este proyecto aún está en vías de planificación y no se ha materializado.

Además, Cintrón Suárez añadió a su lista de proyectos para la creación de empleos el desarrollo de la compañía Mycogen. Dicha empresa se dedica a la siembra y cultivo de semillas de maíz, soya y alfalfa entre otras. Mycogen ya cuenta con operaciones en el pueblo de Santa Isabel. La empresa, que está construyendo sus oficinas en el área de Salinas, llevará a cabo sus operaciones de siembra en terrenos de Guayama. Se espera que la compañía comience en el mes de julio del próximo año.

“Se le ofreció un 25% de exención contributiva para que se estableciera aquí y generará 300 empleos”, específico Cintrón Suárez, quien también destacó el desarrollo del campo de la salud mediante la creación de un centro de salud de 24 horas de la aseguradora First Medical en Guayama. Esto creará 50 nuevos empleos.

En contraste al gran desarrollo de los centros comerciales y las cadenas multinacionales, los comerciantes locales se encuentran sumidos en un mercado difícil y bastante arduo, con nuevos aumentos en los costos operacionales y menos público que los patrocine.

La propietaria de Tallulah Boutique, Jennifer González, indicó que se le ha hecho cuesta arriba mantenerse operando en medio de un mercado tan lento como es el de Guayama. Y no es para menos, pues las otras dos boutiques que operaban en Guayama cerraron sus puertas este año.

“Me asusté al ver que las otras ( boutiques) cerraban”, aseguró la empresaria, quien se ha mantenido operando gracias a la ayuda de su padre, quien es el dueño del local donde ubica la tienda y con quien comparte los gastos operacionales.

González , a pesar de haber tenido bajas ventas en la época de graduaciones, se encuentra preparándose para la temporada navideña.

“Hay que buscar la manera de sobrevivir y buscar la manera de innovar”, aseguró con optimismo la comerciante, quien lleva apenas dos años y medio en el mercado y no ha recibido ninguna ayuda del municipio para desarrollar su negocio.

Actualmente, la Ciudad Bruja cuenta con una tasa de desempleo del 21.5% -que equivale a unas 2,900 personas desocupadas- según cifras del Departamento de Trabajo para el mes de agosto. Este lo convierte en uno de los municipios con los niveles de desocupación más altos en Puerto Rico, superado solo por Ciales, Arroyo, Coamo, Maricao y Adjuntas.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: