Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
23 de marzo de 2013
Puerto Rico Hoy
 

Investigarán cómo cayó de ‘pescaíto’ la UPR

El Senado pasará juicio sobre el pago de $150,000

 

Por Israel Rodríguez Sánchez / israel.rodriguez@elnuevodia.com

El Senado examinará en qué circunstancias empleados de la Administración de la Universidad de Puerto Rico (UPR) desembolsaron cheques por $150,000 como parte de una transacción que resultó ser un timo.

El desembolso del dinero en tres cheques de $50,000 se realizó porque una persona que se hizo pasar por el secretario de Asuntos Públicos de La Fortaleza, Jorge Colberg Toro, ofreció a cambio $15 millones para infraestructura de la UPR.

Con uno de los cheques por $50,000, los timadores fueron a una tienda por departamentos, y fingiendo ser empleados del municipio de Humacao, pretendían hacer una compra por $31,000 en bebidas alcohólicas y que se les acreditaran los otros $19,000. No obstante, las autoridades, que les seguían la pista, habían ordenado detener el pago.

“Me ha puesto una alerta roja cuando tuvimos constancia de que esto estaba pasando al interior de la Universidad”, expresó la senadora popular Maritere González, quien preside la Comisión de Educación del Senado.

González dijo que examinará si es necesario presentar una resolución para investigar el asunto o si se le puede hacer un requerimiento a la Administración de la UPR para ver si se está cumpliendo con las guías y protocolos para desembolsar dinero público.

Aunque el Departamento de Justicia ha tomado acciones contra los responsables del timo, González dijo que hay que mirar cuál fue el trámite administrativo porque “hay funcionarios que, de una forma u otra, pudieron poner en riesgo miles de dólares para fines educativos”.

“Es deber del Senado examinar cómo la Universidad se tiene que asegurar de que lo que impera es el orden, para el estudiantado, el profesorado y las investigaciones. Es nuestra responsabilidad”, insistió la legisladora.

Mientras, el analista político Carlos Díaz Olivo opinó que esta situación es “increíble” porque debe suponerse que hay toda una serie de controles antes de que una agencia pública realice pagos.

“Esto demuestra cómo funcionan las cosas en Puerto Rico, que cuando viene una orden de arriba, todo el mundo la sigue sin seguir los controles”, dijo Díaz Olivo. Lo irónico, sostuvo, es que cuando se trata de transacciones legítimas les ponen mil obstáculos.

Silencio absoluto

La Administración de la UPR guardó silencio ayer sobre esta situación.

La portavoz de la institución, Melba Guzmán, se comprometió poco antes del mediodía de ayer a conseguir una reacción de las autoridades universitarias “en unos minutos”, pero luego no volvió a contestar llamadas telefónicas ni correos electrónicos.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: