Top de la pagina

Entretenimiento

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
29 de enero de 2014
Cultura
 

Juventud e intensidad

Los jóvenes músicos que integran el Conjunto CulturArte se preparan para su participación en el recital del afamado tenor Jonas Kaufmann en la Isla

 

Por Ana Teresa Toro / ana.toro@elnuevodia.com

De izquierda a derecha: Kristian Pérez, arreglista junto al Conjunto CulturArte compuesto por Lorena Valdés, Gabriel Acevedo y José Manuel Villegas. (WANDALIZ.VEGA@GFRMEDIA.COM)

Una de las experiencias más memorables para un artista joven es la oportunidad de compartir escenario con una figura cimera en el campo en el que se desarrolla. No sólo por la posibilidad de observar de primera mano cómo interpreta un auténtico maestro, sino por el privilegio de que una figura mundial conozca su trabajo.

Esa sensación es la que le espera a los cuatro jóvenes pero experimentados músicos que integran el Conjunto CulturArte y quienes tendrán una breve pero a todas luces memorable participación en el esperado recital del mundialmente aclamado tenor alemán Jonas Kaufmann, cuyo debut en el País en el marco del Concertone (2012) tuvo que ser pospuesto debido a un problema de salud.

Sin embargo, la promesa de su regreso se cumplirá pronto pues el próximo domingo 9 de febrero como una producción de Guillermo L. Martínez para CulturArte, se presentará Jonas Kaufmann, esta vez, en el marco de la serie Grandes Artistas en el Conservatorio –gestada por CulturArte de Puerto Rico- que comenzó el pasado año con el regreso a Puerto Rico del tenor Juan Diego Flórez. La esperada cita será a las a las 6:30 p.m. en la sala Bertita y Guillermo L. Martínez del Conservatorio de Música, en Santurce. El programa contará además con la soprano puertoriqueña Yalí-Marie Williams, como estrella invitada; una voz muy querida en la isla y reconocida internacionalmente tras su triunfo en la edición de 1999 de Operalia que se llevó a cabo precisamente en Puerto Rico.

Y será en medio de ese encuentro de grandes figuras que el Conjunto CulturArte presentará el Intermezzo de Cavalleria Rusticana (del compositor Pietro Mascagni, estrenada en el 1890), en un arreglo de Kristian Pérez y con las interpretaciones de José Manuel Villegas en la viola, Gabriel Acevedo Torres en el chelo y Lorena Valdés en el violín. Esto a modo de adelanto de un programa que espera sorprender a los asistentes.

Son todos músicos jóvenes, que no llegan a los 30 años y han sido formados en el Conservatorio de Música de Puerto Rico. Dos de ellos, Villegas y Acevedo Torres, tocan con la Orquesta Sinfónica de Puerto Rico, mientras que Valdés es profesora en el Conservatorio.

Aunque han tocado juntos en distintas ocasiones, esta es la primera vez que se constituyen como conjunto y, sin duda, la química es evidente, casi tanto como el entusiasmo de cara a su participación en este concierto.

Con relación al arreglo, Pérez destacó que en su acercamiento como arreglista “siempre se toma en cuenta el reto del contexto, tenemos un equipo de profesionales con los que uno sabe que puede trabajar. Mi función básicamente ha sido reducir la obra y lograr que pase de intermezzo sinfónico a intermezzo de salón. Esa cuestión majestuosa, de esa súper máquina de la orquesta a una cosa más íntima, de cámara”, explicó el arreglista toda vez que destacó que “cuando es con la orquesta hay unas secciones que se van rellenando con colores, aquí le puse un rol más representativo a cada uno de los instrumentos, son dos ambientes diferentes. La versión sinfónica original tiene un aspecto brillante bien presente, y es el mismo material melódico pero cambia el ambiente, en lugar de ser brillante se torna más oscuro. Se trata además de una mini obra que no excede los tres o cuatro minutos”, describió Pérez.

Por su parte, Villegas destacó el que “al ser un conjunto más pequeño está todo bien condensado y eso se transfiere a la técnica del instrumento. Tenemos que acoplarnos a esa diferencia y mantener el carácter de la obra que pasa de ser vientos, percusión, cuerdas a solo tres cuerdas. Ése es el reto”.

Con él coincidió Acevedo Torres, quien reconoció que la interpretación le habrá de requerir “hacer mucho más” de lo que correspondería en la versión orquestal.

“Se trata de lograr que se escuche lleno, todos los colores en uno solo”, añadió Valdés.

Todos coincidieron además en el valor de la oportunidad como experiencia formativa pero sobre todo como un espacio más que se abre para que el público siga disfrutando del sonido de músicos puertorriqueños formados en la Isla para la Isla.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: