Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
29 de agosto de 2010
Puerto Rico Hoy
 

La gárgola vs. el chupacabras

Es un extraño animal volador que ha sido avistado en Guánica. Vea las fotos

Por Pedro Bosque Pérez

Una extraña criatura con alas parecidas a las de un murciélago a la que le han puesto de nombre la gárgola ha atacado a varios animales e incluso a una persona, según el testimonio vertido por residentes de Guánica.

Los ataques de la “gárgola” tienen cierto parecido a los del mítico chupacabras, dado que actúa en la oscuridad de la noche y supuestamente chupa la sangre a sus víctimas.

Algunas personas lo identifican como el chupacabras, pero otras creen que es una criatura diferente, escurridiza y siniestra que tiene su guarida en el barrio Ensenada, entre las ruinas y túneles de la Central Guánica, donde afirman que están  los esqueletos de  sus víctimas.

Los embates de la gárgola  se registran  desde hace  años, en su mayoría en Guánica, pero también  en  Lajas y San Germán.

La criatura ha sido vista por   personas que han optado por no hacer querellas formales  ante la Policía por temor a que  los cataloguen de locos o que sean objeto de burla. Con  excepción de un policía  y un maestro que investiga fenómenos extraños, las demás personas entrevistadas no autorizaron a revelar sus nombres.

Una gárgola es un ser mítico, mezcla de persona con ave, que es representada con estatuas de piedra. Se ubican en la cornisa de catedrales y otros edificios.

Atacó a una persona

“Tenía heridas en el estómago, se le veía la grasa” del abdomen, señaló un testigo que describió las lesiones que recibió un hombre en la barriga y espalda como  hechas por “las garras de un animal”.

El testigo relató en tono serio que el herido se levantó la camiseta que se puso tras el ataque y le relató que un animal de “alas grandes” lo sorprendió en el patio de su casa y lo atacó.

El perjudicado, apodado Valdo, también habló con  policías que patrullaban  la zona donde fue atacado, cerca de la laguna de Guánica, a mediados de la década del 90.

El agente de la Policía Miguel Negrón señaló que no ha visto lo que popularmente llaman  gárgola, pero hace  dos meses, mientras patrullaba con  otro policía en la zona de la antigua central Guánica, escuchó aleteos bien fuertes, como si algo se impulsara para volar desde el techo de cinc de una grúa de la central.

El agente Negrón indicó que algunos describen a la gárgola como un ave bien grande, que emite  olor a azufre o podrido y  se alimenta de animales vivos, como perros, gatos y caballos,  a los que chupa la sangre y deja secos.

Por su parte, el profesor Reinaldo Ríos, investigador de fenómenos extraños y de Objetos Voladores no Identificados, señaló que los testimonios que ha escuchado describen a la gárgola como un ser grotesco con alas.

La criatura sale de noche o de  madrugada, por lo que hay pocos avistamientos. No hay  fotos o vídeos del fenómeno, que ataca a animales sanos, a diferencia de un depredador que busca animales enfermos o débiles.

Ríos indica que puede ser una mutación o “un cruce genético producto de experimentación avanzada”.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: