Top de la pagina

Negocios

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
19 de enero de 2013
Negocios
 

La realidad salarial boricua

Con una baja en las plazas de empleo y bajos salarios, la Isla tiene que reinventar su mercado

 

Por Marian Díaz / mdiaz1@elnuevodia.com

Para que Puerto Rico tenga más y mejores empleos, tanto el Gobierno como el sector privado deberían hacer el compromiso de contratar más empresas locales.

Así lo afirmó Jorge Mejía, socio de Fusionworks, compañía local que se comprometió esta semana en la Cumbre Económica que celebró el Gobierno a crear 20 nuevos empleos.

La preocupación por generar un mayor número de empleos con mejor remuneración obedece al hecho de que, en Puerto Rico, la participación laboral se ha reducido hasta estar por debajo del 40%; igual tendencia llevan los salarios, los que también han disminuido en los últimos años.

Los salarios bien pagados, como los que ofrece el sector manufacturero que, en promedio, supera los $50,000 anuales, se han ido perdiendo en la Isla. Estos han sido sustituidos por empleos de menor cuantía en el sector de comercio, los que pagan en promedio $20,000 al año, cifra que es menos de la mitad de lo que paga la manufactura.

Dónde está la oportunidad

“La realidad es que los salarios han ido decreciendo en Puerto Rico”, manifestó Iraida Ojeda, presidenta de la Sociedad para la Gerencia del Recurso Humano (SHRM, por sus siglas en inglés), quien señaló que las oportunidades de empleo hoy día están en los restaurantes de comida rápida, en los centros de llamadas (call centers) y en los establecimientos comerciales.

Aunque cualquier empleo es digno, el asunto es que los puestos de empleo que mayormente están disponibles son los que tradicionalmente pagan el salario mínimo. Este es actualmente de $7.25 por hora.

Entre las razones para la reducción de salarios en la Isla, explicó Ojeda, figura el que las farmacéuticas han tenido que hacer ajustes en sus costos ante la expiración de varias patentes y ese ajuste incluye la reducción de personal y de alzas en salario.

Además, hay gente joven entrando al mercado laboral para sustituir a los que se acogen al retiro. Usualmente estos jóvenes comienzan en los mínimos de las escalas salariales, dijo Ojeda.

Asimismo, las empresas han reducido el porcentaje de alza salarial que otorgan a sus empleados. Al presente, el porcentaje de aumento fluctúa entre 2% y 3.5%, en promedio.

Hace unos años, dichos aumentos eran superiores, fluctuaban entre 4% y 5%, y en las farmacéuticas eran más altos aún, entre 8% y 10%.

Sustituto al alza salarial

Explicó que, ante la estrechez económica, las empresas han adoptado otra tendencia: dar bonos por desempeño en sustitución de aumentos salariales.

“Es una manera de controlar costos y a la misma vez reconocer y motivar a los buenos empleados”, indicó Ojeda, al tiempo que señaló que esta práctica no impacta los beneficios atados a la base salarial, como son las licencias por vacaciones y enfermedad, entre otros.

Por su parte, el economista Gustavo Vélez mostró preocupación ante el cuadro de que cada vez proliferen más los empleos de salario mínimo y escasee el empleo productivo y bien remunerado en la Isla.

“Si enfocamos en empleos de poca destreza y bajos ingresos, tendremos una economía menos competitiva y, por ende, con menos ingresos y menos calidad de vida”, expresó el economista.

Apuesta a la informática

Una posible solución a esta problemática, a juicio de Mejía, el socio de Fusionworks, es apostar al sector de la informática.

“Este es el sector que más potencial tiene de crecer y de sustituir a las farmacéuticas en Puerto Rico”, aseveró el empresario.

Dijo que el Gobierno y la mayoría de las pequeñas y medianas empresas (pymes) podrían ser más efectivos en su operación diaria si contaran con los recursos tecnológicos.

Según él, algunas empresas locales contratan consultores en sistemas de información, pero los traen del exterior, por lo que ese dinero se va del país y no contribuye a que el sector de informática –que paga buenos salarios– crezca con la rapidez que podría hacerlo.

Mejía aseveró que el Gobierno debe modificar el Código de Rentas Internas, de manera que el contratista del exterior que realice trabajos de informática en la Isla tenga que tributar por ese dinero aquí.

Fusionworks se fundó en el año 2002 y genera 35 empleos directos. La compensación anual de cada empleado supera los $50,000. La empresa tiene el potencial de crecer mucho más y este año planifica abrir una oficina de servicios fuera de la Isla.

“Queremos exportar el conocimiento, no nuestros recursos. Estamos en vías de abrir una oficina en Ft. Lauderdale para atender el mercado de Florida y Centroamérica”, dijo Mejía.

El empresario dijo que aquí se pueden desarrollar también softwares y productos tecnológicos, hechos por empresas puertorriqueñas, lo que contribuiría a crear más y mejores empleos.

No obstante, señaló que hay que mejorar el sistema educativo y reducir la deserción escolar, de manera que los estudiantes tengan mejores oportunidades de empleo en esta industria.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: