Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
27 de enero de 2013
Puerto Rico Hoy
 

Lupa de Pierluisi a la nueva reforma de salud

El comisionado residente pedirá al gobierno local que le “rindan cuentas”

 

Por José A. Delgado / jdelgado@elnuevodia.com

WASHINGTON – Como comisionado residente en Washington, Pedro Pierluisi, se propone fiscalizar el plan del Gobierno de Puerto Rico para reformar el sistema de salud de la Isla.

“Voy a pedir que me rindan cuentas, un plan detallado”, dijo Pierluisi, al indicar que es fundamental la coordinación con las autoridades federales, después de que la ley de reforma del presidente Barack Obama le triplicó a la Isla los fondos de Medicaid -que financian casi la mitad del plan de salud del gobierno de Puerto Rico-, y estableciera nuevas normas en torno al funcionamiento de Medicare.

Las autoridades de salud del gobierno de Puerto Rico tuvieron el viernes una primera conversación con los directivos de la región 2 del Departamento de Salud federal sobre sus planes dirigidos a crear un sistema de acceso universal a servicios de salud en la Isla.

Para Pierluisi, quien fue clave en la presión a favor de la nueva asignación adicional de $700 millones anuales en fondos de Medicaid, cualquier propuesta debe cuidar los costos para el gobierno, propiciar la prevención, mejorar el cobro por los servicios que ofrecen las instalaciones públicas como el Centro Médico y “reglamentar efectivamente a las compañías de seguro”.

Pierluisi, quien se estrenó el pasado martes como presidente del Partido Nuevo Progresista (PNP), sostuvo que promover un sistema de salud universal es un concepto válido, pero piensa que cualquier reforma debe comenzar, como se ha hablado, por medio de un proyecto piloto y regional.

Atento al fisco

“La meta debe ser que todos los puertorriqueños tengan acceso adecuado a servicios de salud”, señaló Pierluisi, quien se propone convocar la semana próxima al Directorio del PNP para una primera reunión como presidente del partido, que espera se celebre a más tardar a mediados de febrero.

Para Pierluisi, la ventaja de ofrecer servicios públicos por medio de un seguro médico “es que puedes fijar los costos y presupuestarlos”.

“En este debate no se puede desligar el asunto fiscal a que se enfrenta el gobierno de Puerto Rico. El dinero que se dedique a salud no se va a poder gastar en otras áreas esenciales, como educación y seguridad”, dijo el comisionado residente en Washington.

A su juicio, la intervención del gobierno para asegurar que toda la Isla tenga garantizado servicios médicos básicos va a costar más de los $800 millones adicionales que ha estimado el economista José Alameda.

“¿Tiene el gobierno el peritaje para asumir el riesgo de los costos de salud de la población y presupuestarlo? Si nos dejamos llevar por la experiencia del gobierno de Puerto Rico, en esa –advirtió Pierluisi- la labor ha sido ineficiente”.

Una de las decisiones que tiene que tomar pronto el gobierno de Puerto Rico es si va a crear un centro de intercambio de seguros que sirva de base para ordenar y ampliar el sistema de planes médicos en la Isla.

La creación de esos centros fue mandato a los estados, pero en el caso de Puerto Rico se le asignó un solo pago de $925 millones y la puesta en marcha es voluntaria.

Pierluisi sostuvo que el estudio que ordenó el pasado gobierno de Luis Fortuño determinó que “era más costo efectivo” utilizar ese dinero para ampliar el acceso al plan de salud del gobierno, por medio del programa llamado “Mi Salud”.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: