Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
28 de febrero de 2014
Puerto Rico Hoy
 

Luz verde a la emisión

Se espera que la Cámara avale el lunes las enmiendas del Senado

 

Por Ricardo Cortés Chico y Antonio R. Gómez / puertoricohoy@elnuevodia.com

Con esta emisión de bonos, se obtendría parte del dinero que se necesita para pagar la deuda que el BGF carga en sus libros. De pie en la foto, el presidente del Senado, Eduardo Bhatia. (ANA.ABRUNA@GFRMEDIA.COM)

La mayoría popular en el Senado incorporó una enmienda al proyecto de ley que autoriza la emisión de $3,500 millones en bonos de obligación general y aprobó la iniciativa, que se espera que el próximo lunes sea nuevamente avalada por la Cámara de Representantes.

De este modo, se allanó el camino para que el Gobierno de Puerto Rico cumpla con su intención de regresar al mercado de bonos a pedir prestado parte del dinero que necesita para pagar la deuda que el Banco Gubernamental de Fomento (BGF) carga en sus libros.

Según el presidente de la Comisión de Hacienda de la Cámara de Representantes, Rafael “Tatito” Hernández, las enmiendas incorporadas ayer en el Senado no afectan la esencia del proyecto de ley por lo que no prevé que la mayoría popular tenga problemas y concurra con los cambios hechos en el Senado.

“Ya vimos los cambios. Es básicamente lo mismo que había antes pero con más precisión. Mi estrategia era que fuera una decisión del inversionista”, dijo Hernández.

La emisión de bonos se suponía que se aprobara el pasado lunes en el Senado. No obstante, había interrogantes alrededor de un artículo en la ley en el que el Gobierno renuncia a su inmunidad soberana. Esto le permitiría a los inversionistas demandar al gobierno en los tribunales de los Estados Unidos. La situación mantenía la medida sin votos en la cámara alta.

Esta porción de la ley buscaba darle seguridad a los posibles inversionistas interesados en comprar los bonos de Puerto Rico, los cuales desde la degradación del crédito del Gobierno, no gozan de buena popularidad pese a la triple exención contributiva que tienen los bonos.

Las discrepancias llegaron al punto que el gobernador tuvo que convocar una reunión el miércoles para buscar alternativas que permitieran la aprobación del proyecto de ley. La solución fue precisar que, además de Puerto Rico, sólo se reconocería la jurisdicción del estado de Nueva York, mientras se retiene expresamente la inmunidad soberana de Puerto Rico para que no se enajenen sus bienes inmuebles como resultado de los pleitos legales que puedan surgir con relación a los bonos.

Aun así, la medida ayer contó con el voto en contra de tres senadores de la mayoría popular: Ángel Rosa, Ramón Luis Nieves y Antonio Fas Alzamora. Los senadores del Partido Nuevo Progresista (PNP) y la legisladora independentista María de Lourdes Santiago también votaron en contra de la medida.

En ese voto explicativo conjunto, el trío de senadores populares manifestó que apoya la gestión del gobernador Alejandro García Padilla para atender la situación fiscal del país, pero expresó que “no podemos refrendar con nuestro voto una emisión de bonos en estas circunstancias”.

Sostienen, además, que “ha llegado el momento de reconocer que la deuda de Puerto Rico es impagable” y que es momento “de hablarle claro y sin ambages a los acreedores”.

En el extenso escrito, los senadores afirman también que “continuar los esfuerzos para el servicio de dicha deuda sin que ocurra una renegociación de sus términos, no solo es incorrecto, sino perjudicial a Puerto Rico”.

En otra de sus partes declaran que “hasta ahora hemos seguido al pie de la letra la receta de las casas acreditadoras. Esa receta nos ha llevado a donde estamos. Las casas acreditadoras también comparten responsabilidad por el estado de nuestra situación fiscal y económica”.

Durante el debate de la medida las delegaciones de minoría argumentaron que la transacción resultará muy costosa para Puerto Rico y no resolverá el problema fiscal.

El portavoz del PNP en el Senado, Larry Seilhammer, indicó que la medida endeuda más al país puesto que, aunque se trata de un refinanciamiento, se prevé que se obtendrán tasas de intereses mayores que las actuales.

“Tan solo $750 millones de la emisión van a ser para pagar los gastos del trámite”, objetó el líder novoprogresista.

Seilhammer indicó, además, que las enmiendas que buscan proteger los bienes muebles del gobierno en caso de impago, no tienen sentido puesto que pretenden limitar las disposiciones legales del estado de Nueva York. “Eso va a ser una ley muerta”, dijo el senador ponceño.

Los senadores del PNP y el PPD intercambiaron en el Senado también acusaciones sobre la responsabilidad de esta situación, particularmente el incremento de la deuda.

El presidente del Senado, Eduardo Bhatia, reconoció como dolorosa la decisión, pero advirtió que había solo dos caminos: no pagar la deuda y enfrentar consecuencias desconocidas, o pagarla y seguir trabajando para “salvar” a Puerto Rico.

Esta emisión es importante para el gobierno porque le permitiría al BGF recobrar parte de su liquidez de modo que el banco pueda responder a las necesidades prestatarias del gobierno.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: