Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
13 de mayo de 2011
Puerto Rico Hoy
 

Más jefas de familia

Dramáticos cambios en la población en 10 años

 
Las mujeres son jefas de familia en el 22.6% de los hogares encabezados por un solo padre con menores de edad, comparado con el 5.5% que dirigen hombres solos. (Getty Images)

Por Mildred Rivera Marrero / mrivera1@elnuevodia.com

Las mujeres en Puerto Rico siguen siendo mayoría y continúan asumiendo funciones medulares en la sociedad como jefas de familia, según los datos del Censo del 2010 revelados ayer.

A pesar de que en la pasada década la cantidad de mujeres bajó como parte de la merma en la población total del País, esa disminución fue menor que la de los hombres, que ya estaban en segundo lugar.

En el 2000, las mujeres representaron el 51.9% de la población total, frente al 48.1% de varones. Durante diez años, la población de féminas perdió 34,415 integrantes, pero aún así terminó al frente en el 2010 con el 52.1% de la población total, que sumó 3,725,789. Frente a eso, los varones perdieron 48,406 integrantes, para terminar representando el 47.9% de los residentes del País.

Son múltiples los factores que podrían explicar este escenario, entre ellos que la mujer tiene una expectativa de vida mayor que el hombre, que la mayoría de las personas que pierden su vida violentamente son varones y jóvenes, y que la ola de emigrantes también tiene cara de hombre, explicó el demógrafo Raúl Figueroa Rodríguez.

Como parte de ese escenario, también ascendió la cantidad de mujeres a cargo de una familia, según el Censo de Población federal. Del total de 1,006,317 viviendas ocupadas por familias, las mujeres eran cabeza de hogar en 311,397 o el 22.6% de los casos. En el caso de los varones a cargo de una familia, la cifra es de 75,044 o el 5.5%.

Este escenario recrudece la necesidad de que el Gobierno atienda a las mujeres jefas de familia, que científicos sociales han identificado como uno de los grupos más pobres del País. Esta población necesita, entre otras cosas, mejores oportunidades de empleo, medios de transportación masiva y cuido para sus hijos, que en la mayoría de los casos son costosos, recordó la ex procuradora de las mujeres, María Dolores Fernós.

“Por años, se han identificado necesidades como la del cuido. En una condición económica difícil como la que estamos viviendo, el Estado no prioriza de ninguna forma y seguiremos pagando las consecuencias de esa falta de visión”, afirmó.

Fernós destacó que la ausencia de ese tipo de servicios, en muchos casos, evita que las mujeres trabajen, particularmente las más pobres y sin redes de apoyo. “Mientras no se aprueben políticas públicas que permitan la incorporación de las mujeres al trabajo, la sociedad se queda sin sus aportaciones. Es un empobrecimiento individual y colectivo”, sostuvo.

Somos más viejos

Ese empobrecimiento también se recrudece en la vejez, grupo que también contará con más mujeres según la tendencia demográfica. El Censo reveló que, en diez años, la población de 65 años o más dio un brinco para aumentar de 11.2% a 14.7% del total de la población. Esa tendencia, que ya se había advertido, también tiene serias implicaciones sobre las que el gobierno debería actuar.

Figueroa destacó que el gobierno tiene que atender las necesidades de este grupo en “infraestructura, transportación, cubierta médica y prevención en asuntos de salud, entre otros”.

Los datos de vivienda también colocaron a las mujeres en la delantera en los casos de personas mayores de 65 años que viven solas. Este grupo es dominado por las mujeres, que sumaron 85,481 o el 6.2%. Esa cantidad aumentó de 46,805 o el 5.1% en el 2000.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: