Lo que pudo haber sido una tragedia, terminó siendo en una historia que contar para Yusuf Alchagirov, un ruso de 80 años que se topó con un oso en un campo de frambuesas.

En vez de tratar de huir, el anciano decidió enfrentarse al enorme animal para salvar su vida. Alchagirov le dio patadas y cabezasos al oso hasta que logró desbalancearlo y sacárselo de encima, reportó The Guardian.

Pero ahí no acabó el aterrador incidente pues, aparentemente irritado por la actitud combatiente del hombre, lo lanzó por un risco antes de marcharse.

Alchagirov tuvo que ser hospitalizado con cuatro costillas rotas, mordidas y otras heridas, pero fue dado de alta pocos días después.

“Tuve suerte. Me mataría si yo hubiese sido un cobarde”, manifestó Alchagirov.

Se desconoce si el oso sufrió heridas.