(semisquare-x3)
Un portavoz de Nissan dijo que la automotriz cooperará estrechamente con los reguladores.

Corea del Sur prohibió la venta de 10 modelos fabricados por Nissan Motor Co., BMW AG y Porsche, filial de Volkswagen AG, después que una investigación concluyó que las automotrices falsificaron documentos sobre pruebas de emisiones.

Los tres fabricantes recibieron multas por un total de $5.9 millones, aplicadas a 4,523 vehículos y se retiraron los certificados otorgados a esos modelos, informó el Ministerio de Medio Ambiente este lunes en un comunicado. Seis de los modelos están en venta y cuatro se habían descontinuado, según el ministerio.

Automotrices y proveedores de componentes de todo el mundo enfrentan un mayor escrutinio tras una serie de escándalos sobre el rendimiento de productos de empresas como Volkswagen, Takata Corp. y Mitsubishi Motors Corp. El mes pasado, Corea del Sur impuso una multa récord a la unidad local de VW por hacer publicidad falsa de las notas obtenidas en las pruebas de emisiones para modelos vendidos en el país y, en agosto, bloqueó la venta de 80 modelos del fabricante de coches por falsificar documentos sobre pruebas de emisiones y niveles de ruido.

Los autos importados respondieron por cerca del 15 por ciento del mercado surcoreano en los 11 meses hasta noviembre, y entre los más populares figuran modelos diésel fabricados por BMW y Mercedes-Benz, la división de Daimler AG, según datos de la Asociación de Importadores y Distribuidores de Automóviles de Corea.

Un portavoz de Nissan dijo que la automotriz cooperará estrechamente con los reguladores y un representante de BMW dijo que la empresa trabajará para recuperar sus certificados. Llamados realizados a la oficina de Porsche Korea en Seúl no fueron atendidos.

En agosto, Corea del Sur amplió su investigación de VW por la falsificación de resultados de pruebas sobre emisiones y niveles de ruido a todas las marcas extranjeras de coches, y ahora abarca a 23 compañías con 110 modelos diésel.


💬Ver 0 comentarios