Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Ivanka Trump ha transferido sus activos a un fideicomiso administrado por familiares de su esposo, Jared Kushner, pero conserva la propiedad de la compañía y recibe pagos. (horizontal-x3)
Ivanka Trump ha transferido sus activos a un fideicomiso administrado por familiares de su esposo, Jared Kushner, pero conserva la propiedad de la compañía y recibe pagos. (EFE)

Bed Bath & Beyond vendía bolsas para pañales de Ivanka Trump en diversos estampados en su gran tienda online. En marzo, los productos desaparecieron repentinamente. Un representante de atención al cliente dijo en ese momento que la firma minorista ya no vendía los productos de la primera hija.

A pesar de tratarse de un producto aislado, los activistas que desprecian a su padre, declararon la victoria. Por su parte, los partidarios de Donald Trump (y los de su hija) arremetieron. 

Bed Bath & Beyond decidió dar marcha atrás respecto de la declaración del representante y aseguró a los compradores que aunque los productos de Ivanka ya no estaban disponibles online, todavía se podían encontrar en algunas tiendas.

Versiones de esta saga se han desarrollado en otras firmas minoristas que venden productos de la marca Trump. Cuando los productos Ivanka Trump desaparecieron del sitio web de Belk, en febrero, la compañía dijo a los clientes que la decisión era parte de operaciones comerciales "normales" y que la línea de Trump estaba disponible en sus tres tiendas insignia. 

Sus productos ya no aparecen en el sitio web de Burlington Coat Factory, aunque todavía se venden en sus tiendas físicas. Lo mismo ocurre con Saks Off 5th y Stein Mart.

Luego están TJ Maxx y Marshall’s, ambos propiedad de TJX Cos., que envió una nota a los empleados instruyéndolos a retirar los elementos que lleven el nombre y el logo de Ivanka Trump, según el New York Times. 

Los productos de Trump se eliminaron de las exhibiciones especiales y se mezclaron en los estantes comunes. "Todos los letreros Ivanka Trump deben ser eliminados", decía la nota. Una vez más, la compañía aseguró a los clientes que seguiría vendiendo los productos en sus tiendas.

Los minoristas insisten en la misma versión -que todo es parte de las actividades comerciales normales-, pero los activistas y los observadores del sector no están de acuerdo. Por lo general, los inventarios en línea son mucho mayores que los de las tiendas físicas, no al revés.

Un portavoz de la marca de Ivanka Trump dijo que no tiene control sobre cómo se comercializan sus productos, y que las rotaciones de la web a las tiendas son habituales.

La compañía de capital cerrado licencia su nombre a vendedores que fabrican productos, comprendida una línea de indumentaria de $100 millones que produce G-III Apparel Group, así como zapatos y accesorios. 

Ivanka Trump ha transferido sus activos a un fideicomiso administrado por familiares de su esposo, Jared Kushner, pero conserva la propiedad de la compañía y recibe pagos.

Shannon Coulter, una fundadora de Grab Your Wallet, el movimiento de consumidores que se oponen a Trump que encabeza los boicots a los comercios minoristas, dijo que es probable que las tiendas estén tratando de neutralizar cualquier problema de relaciones públicas mediante el recurso de eliminar el nombre de sus sitios web.

Mientras tanto, los comercios minoristas pueden recuperar cierto margen al liquidar la línea en ubicaciones físicas. También pueden señalar la presencia en la tienda para apaciguar a los grupos favorables a Trump.

Ocultar o minimizar la existencia de los productos Trump no engaña a los consumidores, sin embargo, dijo Coulter. Grab Your Wallet continúa boicoteando a los minoristas que venden la marca de Ivanka Trump en cualquier instancia, dijo.

"Los consumidores ven ese intento de jugar a dos puntas como duplicidad", dijo Coulter.


💬Ver 0 comentarios