(semisquare-x3)
(AP)

Detroit- Mercedes-Benz anunció un llamado a revisión de 48,000 SUV para reparar un problema en los sensores que podría impedir que se infle la bolsa de aire del pasajero en un choque.

Hasta el momento no se tiene información de cuantos automóviles estarían afectados en Puerto Rico, pero la empresa trabaja para detectar dichas unidades.

La medida abarca los modelos GL, GLE y GLS de 2016 y 2017. En documentos presentados a la autoridad regulatoria, Mercedes dijo que un sensor en el asiento delantero del pasajero podría estar mal calibrado, considerar al pasajero un asiento para niño y desactivar la bolsa de aire.

No estaba claro si el problema había causado lesiones. Un vocero de Mercedes dijo que estaba recabando información.

Mercedes notificará a los propietarios, y los concesionarios actualizarán el sensor sin cargo. Se prevé que la revisión comenzará en los próximos días.

Si usted es dueño de uno de estos modelos, puede llamar al 787-620-1313, que es la línea de servicio en Isla Verde.


💬Ver 0 comentarios