Raymond LaHood, exsecretario de Transporte y socio del estudio legal DLA Piper, afirmó que cuando se crea infraestructura, se crea desarrollo económico y empleos. (horizontal-x3)
Raymond LaHood, exsecretario de Transporte y socio del estudio legal DLA Piper, afirmó que cuando se crea infraestructura, se crea desarrollo económico y empleos. (Enid Salgado / Especial para El Nuevo Día)

El exsecretario de Transporte de Estados Unidos, Raymond LaHood, dijo ayer que Puerto Rico parece contar con las condiciones necesarias para reactivar su economía utilizando el mecanismo de alianzas público privadas (APP) como punta de lanza.

Según LaHood, la clave para dar un giro a la condición actual de la Isla estará, sin embargo, en la capacidad que tenga Puerto Rico para definir claramente sus prioridades en torno a los proyectos que interesa desarrollar. Eso es, si posee el liderato para implementar tales iniciativas y si está dispuesto a trabajar en conjunto involucrando a la clase política y al sector privado en ese proceso.

Si todo ello sucede, LaHood aseguró que hay capital disponible proveniente de toda América para invertir en la Isla.

Los inversionistas interesan buenos proyectos y buenos aliados. Pienso que Puerto Rico está listo”, dijo Lahood a los cerca de 800 participantes que asistieron a la Cumbre de Alianzas Público Privadas, que convocó la administración de Ricardo Rosselló Nevares, y que se lleva a cabo esta semana en la Isla.

De acuerdo con LaHood, Puerto Rico tiene la oportunidad de reactivar su economía con el modelo de APP, de la misma forma en que otras ciudades de Estados Unidos que encararon problemas fiscales utilizaron dicha herramienta.

LaHood, quien ocupó la poderosa secretaría de Transporte federal bajo el segundo término del expresidente Barack Obama, relató que Washington, DC y la ciudad de Detroit recurrieron al modelo de contratación de entes privados para el desarrollo de infraestructura en el contexto del saneamiento de sus respectivos problemas fiscales. Al tiempo, destacó que en ambos casos se combinaron recursos locales y de la comunidad de negocios con fondos federales.

“Cuando se crea infraestructura, se crea desarrollo económico, se crean empleos”, dijo LaHood al indicar que el desarrollo de tales proyectos, utilizando en la ecuación a jugadores privados, actúa como una especie de “corredor” del que se beneficiarán posteriormente los individuos y empresas.

Mencionó además los escollos que enfrentaron la ciudad de Miami y la capital federal, luego de la crisis financiera de 2008. En estos casos, LaHood destacó que la labor concertada entre el gobierno federal y local facilitó, respectivamente, un proyecto de transporte intermodal en el principal aeropuerto del estado de la Florida y el llamado corredor del metro, que supone una extensión de ese medio de transporte desde la capital federal hasta el aeropuerto de Dulles.

De acuerdo con LaHood, quien ahora es socio del estudio legal DLA Piper, si Puerto Rico desarrolla la capacidad de trabajar en conjunto y ahora, que tiene una Junta de Supervisión Fiscal que ayudará a resolver la crisis presupuestaria, ello “enviará un mensaje a Washington de que Puerto Rico ha tomado en serio continuar adelante”.

En ese sentido, LaHood explicó que esos elementos junto a “la trayectoria de éxito” de Puerto Rico en gestión de APP en las que mencionó el aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín y la PR-22 servirán a la Isla como factores de peso en el trillonario programa de infraestructura que impulsará el presidente Donald J. Trump y en el cual, según el abogado, las APP jugarán un rol clave.


💬Ver 0 comentarios