Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Los investigadores analizaron 244 casos de niños atendidos de urgencia en Colorado tras consumir marihuana entre 2009 y 2015. (Archivo)

Denver - Desde que se inició la venta legal de marihuana recreativa en Colorado en enero de 2014, la cantidad de casos de menores de 10 años que han consumido marihuana accidentalmente casi se ha duplicado, un aumento descrito como "significante" según un estudio de la Escuela de Medicina de la Universidad de Colorado.

El estudio, considerado el primero de su clase, estuvo a cargo del doctor George Sam Wang, del Departamento de Pediatría de la mencionada universidad, y fue publicado hoy en línea por la revista especializada JAMA Pediatrics.

Wang y sus colaboradores analizaron la situación de las visitas a salas de emergencia por consumo de marihuana entre menores en los 24 estados en los que actualmente la marihuana medicinal es legal y en los cuatro estados (Alaska, Colorado, Oregón y Washington) donde la marihuana recreativa es legal.

Específicamente, los investigadores analizaron los casos de "exposiciones pediátricas no intencionales a la marihuana" según los datos provistos por hospitales de niños y centros de tratamiento de envenenamiento.

El estudio se enfocó en Colorado por ser el primer estado en legalizar la marihuana recreativa y el que cuenta con el mayor desarrollo de esa industria.

En total, los investigadores analizaron 244 casos de niños atendidos de urgencia en Colorado tras consumir marihuana entre 2009 y 2015 y concluyeron que esos casos pasaron de 1.2 niños atendidos por cada 100,000 antes de enero a 2014 a 2.3 casos por cada 100,000 niños en la actualidad.

"Los casos de marihuana pediátrica en los centros de intoxicación de Colorado aumentaron significativamente y alcanzan un promedio superior al del resto de Estados Unidos", afirma el reporte.

"Casi la mitad de los pacientes atendidos en hospitales de niños, en los dos primeros años después de la legalización, consumieron accidentalmente marihuana recreativa, sugiriendo que la legalización tuvo un efecto en la incidencia de esas exposiciones accidentales", explicaron los investigadores.

Aunque el aumento se esperaba, Wang admitió que tanto él como sus colaboradores se vieron "un poco sorprendidos" por el porcentaje del aumento, aunque, indicó, los casos de intoxicación por marihuana siguen siendo "un número relativamente pequeño" de la intoxicación de menores, quienes mayormente terminan en salas de emergencia al consumir medicamentos o productos químicos hogareños.

Conocedores del problema, los legisladores de Colorado aprobaron este año varias leyes que exigen que la marihuana recreativa comestible se venda desde ahora en paquetes claramente marcados y a prueba de niños, y sin forma de animales o de frutas.

"Como adultos, asegurémonos que todos los productos de la marihuana, incluyendo comestibles, sean guardados con seguridad para evitar el consumo accidental", pidió Maya León-Meis, portavoz de Marihuana en Colorado, la campaña del gobierno local sobre las leyes del consumo de marihuana recreativa. 


💬Ver 0 comentarios