Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Ese fue el objetivo del monitoreo en la calidad de agua que se efectuó hoy en el Parque de la Laguna del Condado Jaime Benítez, según explicó el director ejecutivo del Programa del Estuario de la Bahía de San Juan, Javier Laureano. Se trata, precisó Laureano, de una iniciativa que comenzaron desde el 2009 en conjunto con la Junta de Calidad Ambiental (JCA).

 "El motivo principal es que las personas se reconcilien o conozcan los cuerpos de agua de sus comunidades", dijo mientras algunos niños monitoreaban el agua de la laguna.

 Para ello, proveían un "kit" que medía cuatro renglones del agua: temperatura, oxígeno disuelto, PH y turbidez.

 "No es nada más que generen conocimiento sino que alerte sobre aquellos cuerpos que están en malas condiciones, que intervengan para que mejoren", dijo Laureano, quien precisó que uno de los mayores problemas del agua hoy en día es la turbidez.

 Por su parte, el vicepresidente de la JCA, Reynaldo Matos, calificó como muy importante la orientación al público para proteger el recurso agua.

 En el 2009 participaron en este evento 30 personas y este año contaron con 2,300 voluntarios.

 

 


💬Ver 0 comentarios