Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

La depresión afecta a uno de cada diez estadounidenses, según revela un informe del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

Aumentos en el ausentismo laboral, incapacidades a corto plazo y descenso de la productividad son algunas de las consecuencias de esta condición, que también afecta el curso de una serie de condiciones de salud, como artritis, asma, enfermedad cardiovascular, cáncer, diabetes y  obesidad.

 Según el estudio del CDC, que analizó datos del 2006 al 2008,  entre los 235,067 adultos de 45 estados, el Distrito de Columbia (DC), Puerto Rico e Islas Vírgenes americanas,  el 9 por ciento  reunía los criterios de depresión. Un 3.4 por ciento reunía los requisitos de una depresión mayor.

 En un desglose por estado del nivel de depresión entre la población, se encontró que, en Puerto Rico, entre un 9.2 a un 10.3 por ciento de la población padecía de depresión.

Entre los grupos con un riesgo mayor de padecer de depresión se encontraban: las personas de 45 a 64 años; las mujeres, los hispanos, las personas casadas previamente, los que no han completado una educación secundaria, los que no pueden trabajar o están desempleados y los que no tienen una cubierta de salud.


💬Ver 0 comentarios