Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Un millar de personas desafió la lluvia y se dio cita anoche frente al Departamento de Justicia para honrar a Jorge Steven López Mercado, el joven homosexual brutalmente asesinado hace 12 días, y para reclamar el cese de los crímenes de odio.

Entre los manifestantes estaban los padres y el hermano menor de López Mercado, así como un grupo de líderes religiosos de diversas denominaciones.

“De todas las manifestaciones que hemos hecho, ésta es la más simbólica”, dijo Luis Rivera, quien se había identificado como portavoz de la familia, pero que anoche reveló que era la pareja del joven asesinado.

“Se nos han unido varias organizaciones, para exigir que este mensaje se vea como un crimen de odio”, dijo Rivera. “Estamos recibiendo apoyo de mucha gente, se han unido líderes religiosos, hay mucha solidaridad del pueblo”.

López Mercado, de 19 años, fue víctima de un brutal asesinato el pasado 13 de noviembre. Su cuerpo fue encontrado decapitado, desmembrado, picado en trozos y parcialmente calcinado. Su alegado asesino, Juan Antonio “Casper” Martínez López, confesó el crimen y también dijo que había sido por razón de la preferencia sexual de su víctima.

Tan brutal resultó el asesinato que ha tenido amplia repercusión también fuera de Puerto Rico. El pasado domingo se realizaron vigilias en varias ciudades de otros estados y países.

Rivera dijo que incluso sectores más radicales que regularmente se oponen a las manifestaciones de la comunidad lésbica, gay, bisexual, transexual y transgénero (LGBTT) en esta ocasión se habían abstenido de hacer manifestaciones de rechazo.

“La parte positiva de esta tragedia es que se está logrando la concienciación de lo que son los crímenes de odio”, añadió Rivera, quien catalogó a López Mercado como “la persona que amo y amaré toda la vida” durante el discurso que dio inicio a una marcha desde la sede de Justicia hasta el Parque Luis Muñoz Rivera.

“Demostremos que nuestro amor es capaz de curar esta tierra enferma de odio y violencia... los invito a encender su velas con fe, con amor, y en señal de solidaridad. Es hora de decir basta al odio, a la violencia y a la intolerancia”, leyó Rivera.

La marcha avanzó detrás de un cartel que leía “Reclamamos respeto a la diversidad. Ni un crimen de odio más”. Su avance se produjo en un profundo y solemne silencio, interrumpido sólo por la lluvia y el ruido distante de los carros.

El activista Pedro Julio Serrano participó en la actividad y dijo que “hoy (ayer) nace un nuevo Puerto Rico que no va a tolerar más odio contra los gays”.

“Las voces de intolerancia se están dando cuenta que su discurso de odio no tiene resonancia en el pueblo”, afirmó Serrano. “Lo triste es que tuvo que pasar este crimen para que mucha gente se diera cuenta del discrimen”.

“Hoy (ayer) se abre una nueva esperanza. Vamos a llegar a la igualdad prometida en la Constitución”, aseguró Serrano.

En el Pabellón de la Paz del Parque Luis Muñoz Rivera, tuvo lugar una emotiva ceremonia de recordación de López Mercado, que incluyó una pantalla donde se mostraron fotos del joven en vida, así como las muestras de repudio a su crimen.

El grupo de líderes religiosos presidió un acto ecuménico diciendo que “no hay nada más sagrado que la vida”.

Rivera leyó sobre la vida de López Mercado y pidió un minuto de silencio para el descanso de su alma.

En la ceremonia hubo representantes de un sinnúmero de organizaciones que se han unido al reclamo que se procese el crimen como uno de odio. Además de miembros de la comunidad LGBTT había también heterosexuales, niños, jóvenes y personalidades como el cantante René Pérez de Calle 13 y la actriz y ex reina de belleza Denise Quiñones.

Información relacionada :121


💬Ver 0 comentarios