Héctor Ferrer dijo que la disputa entre cuatro representantes del PPD es un asunto personal y no ideológico. (horizontal-x3)
Héctor Ferrer dijo que la disputa entre cuatro representantes del PPD es un asunto personal y no ideológico. (Ramón Tonito Zayas)

El presidente del Partido Popular Democrático (PPD), Héctor Ferrer, sostuvo que la pugna en el interior de la delegación cameral distrae a la colectividad de los asuntos relevantes en los que debe estar inmersa: fiscalización, reorganización y recaudación de fondos.

“Las gestiones que se están haciendo para fortalecer el partido se menoscaban. Yo, por lo menos, mis gestiones van dirigidas a eso. Por eso es lamentable, penoso y vergonzoso que tenga que estar discutiendo esto con el País”, dijo Ferrer.

Las expresiones del portavoz de la minoría popular en la Cámara, Rafael “Tatito” Hernández sobre traición y lealtad en obvia alusión al representante Luis Raúl Torres, provocaron que los representantes Luis Vega y Manuel Natal exigieran una disculpa pública.

Los tres representantes quedaron fuera del caucus. Torres renunció a ese cuerpo mientras que Vega y Natal no respondieron a una convocatoria de Hernández en la que la delegación aceptó su salida.

Ferrer reiteró que este asunto es uno personal y no ideológico entre los cuatro representantes.

“Se han invitado a pelear. Se han mentado las madres. Se han hablado malo y eso a mí, me consta. Esto es un asunto totalmente personal y de yoísmo. Esto no tiene nada que ver con el asunto ideológico. Hay una coincidencia de tres compañeros identificados con el ala soberanista y el portavoz no lo es”, destacó. 


💬Ver 0 comentarios