Ferrer dimitió a su escaño en la Cámara de Representantes, a su candidatura a la alcaldía de San Juan y a la vicepresidencia del Partido.

Asimismo, García Padilla catalogó la violencia doméstica de "una mancha que tenemos que erradicar de nuestra sociedad". 

González acepta la renuncia

González afirmó que "no puede existir un doble discurso a la hora de dar el ejemplo”.