(horizontal-x3)
El gobernador Ricardo Rosselló escribió a 13 gobernadores con población boricua significativa para solicitarles que integren sus congresistas y senadores al esfuerzo de su gobierno. (Gerald López Cepero)

Washington - El gobierno de Puerto Rico avivó ayer gestiones en busca de que la mayoría republicana de la Cámara de Representantes incorpore al proyecto que reemplazaría Obamacare un puente financiero para sustituir los cerca de $1,200 millones anuales en fondos de Medicaid que se extinguirían este año.

Por un lado, la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, envió una carta al speaker Paul Ryan en la que le solicita que se incluyan los fondos de Medicaid para Puerto Rico que eviten un abismo fiscal en el sistema de salud, como parte de la reforma federal que busca derogar y reemplazar Obamacare.

Y el gobernador Ricardo Rosselló escribió a 13 gobernadores con población boricua significativa para solicitarles que integren sus congresistas y senadores al esfuerzo de su gobierno, considerando que si continúa la emigración boricua hacia Estados Unidos incrementarán los gastos de sus estados en servicios médicos.

La comisionada González, junto a los congresistas republicanos Sean Duffy (Wisconsin) y Carlos Curbelo (Florida), se reunió el 7 de marzo con el speaker Ryan tras el proyecto republicano de reemplazo a Obamacare no incluir fondos para Puerto Rico.

Entonces, Ryan le indicó que buscaría atender la asignación de fondos de Medicaid en un posible ómnibus presupuestario en abril o en la reautorización del plan de salud infantil CHIP, lo que debería ocurrir a más tardar en septiembre.

“En mi reunión con el speaker Ryan, le presenté que el inminente abismo económico y de servicios que enfrentará Puerto Rico con el agotamiento de los fondos destinados al Medicaid, repercutiría de manera preocupante en el presupuesto de los estados y a nivel federal, así como de manera catastrófica en la salud de los ciudadanos americanos en la Isla”, señaló la comisionada González.

El gobernador Rosselló subrayó también ese asunto en cartas a los gobernadores de Florida, Massachusetts, Connecticut, Ohio, Nueva Jersey, Georgia, Nueva York, Texas, Pensilvania, California, Illinois, Virginia, y Wisconsin.

“Le contacto para pedirle que ayude a activar la delegación congresional de Florida, como una voz de razón en el Congreso sobre un tema que puede ser evitado. El Congreso tiene una oportunidad perfecta para lidiar con este asunto, ya que trabaja para aprobar la legislación para derogar y reemplazar la ley (Obamacare)”, indicó Rosselló en su carta al gobernador de Florida, Rick Scott.

A su vez, una delegación del gobierno de Puerto Rico, legisladores del Partido Nuevo Progresista (PNP) y del Partido Popular Democrático (PPD), junto a sectores de la industria privada, hará gestiones de cabildeo entre miércoles y jueves en el Congreso a favor de los fondos de Medicaid.

El jueves, la mayoría republicana de la Cámara tiene previsto llevar a votación el proyecto que busca reemplazar Obamacare. Hoy, el presidente Donald Trump sereunirá con la mayoría republicana, para tratar de evitar que sea colgado, según NBC. La legislación iría al Comité de Reglas mañana, miércoles.

La comisionada González sostuvo que aún buscan incluir en la medida de reemplazo de Obamacare lenguaje que “que sirva como puente financiero de Medicaid independentientemente de las asignaciones que puedan lograrse con otros proyectos”.

Las posibilidades de éxito en esa legislación son bajas.


💬Ver 0 comentarios