La investigación fue realizada por el Negociado Federal de Investigaciones, la Administración del Seguro Social y la Oficina del Inspector General. (horizontal-x3)
La investigación fue realizada por el Negociado Federal de Investigaciones, la Administración del Seguro Social y la Oficina del Inspector General. (Suministrada)

Dos hombres y una mujer fueron acusados a finales de abril por un gran jurado que les imputa fraude bancario, conspiración para cometer fraude bancario y robo de identidad agravado.

Uno de los imputados, Edgardo ‘Gary’ Luis Nazario Montijo, enfrenta acusaciones adicionales por apropiación de fondos públicos y fraude al programa de incapacidad del Seguro Social.

Los otros acusados son Sheila Judith Quiñones Santos y Felipe Soto González.

El pliego acusatorio contra Quiñones Santos, Nazario Montijo y Soto González fue sometido el 28 de abril de 2017, pero hoy se emitieron las órdenes de arresto contra el trío. 

“Quiñones Santos emitía cheques desde las cuentas bancarias de Magritte o de sus subsidiarias para pagar por servicios nunca rendidos”, lee el pliego acusatorio. 

También creó facturas falsas utilizando la identidad legítima de suplidores de Magritte y de sus subsidiarias, para justificar gastos fraudulentos consignados en los libros de la empresa.

Magritte es la compañía matriz de Ponte Fresco, Passion, Qué Pasta y Under the Trees.

La acusada preparaba y sometía facturas para evidenciar que supuestamente los servicios habían sido rendido y así poder justificar los cheques y pagos.

Entregaba, entonces, los cheques a los otros dos acusados: su pareja sentimental Edgardo Nazario Montijo y a Felipe Soto González, quienes los convertían en líquido tanto en casas de cambiar cheques como en bancos. 

Estos cheques, reza el comunicado, fueron cobrados entre el 2 de mayo de 2012 y el 16 de septiembre del 2014. Se trata de 244 cheques cambiados para una ganancia ilegal de $731,827.62.

Nazario Montijo enfrenta también cargos por defraudar el Seguro Social por incapacidad ya que supuestamente entregó información falsa en una solicitud para acogerse a este beneficio al alegar que no podía trabajar cuando continuó haciéndolo sin reportar sus ingresos.

De ser convictos, el trío enfrenta sentencias de hasta 30 años por fraude bancario y un mínimo de dos por el robo agravado de identidad. Nazario Montijo podría cumplir más ya que se expone hasta 10 años de cárcel por fraude al Seguro Social.

La investigación fue realizada por el Negociado Federal de Investigaciones, la Administración del Seguro Social y la Oficina del Inspector General.

Las fiscales Dennise Longo Quiñones y Vanessa Bonano Rodríguez presentarán la prueba.


💬Ver 0 comentarios