Un joven de 19 años y un adolescente de 15 años confesaron haberle pegado fuego el lunes en la madrugada a tres salones de una escuela en San Sebastián, por lo que serán acusados esta noche, indicó el capitán Julio C. Pérez, jefe del Cuerpo de Investigaciones Criminales de Aguadilla.

Los dos jóvenes son vecinos del barrio Saltos, de San Sebastián.

Esta mañana, el propio gobernador Alejandro García Padilla le solicitó celeridad a la Policía para que dieran con los responsables de cometer el acto criminal en la escuela Segunda Unidad Carmelo Serrano Cubano.

El Cuerpo de Bomberos determinó que el fuego ocurrido, a eso de las 12:30 a.m. del lunes, fue intencional. Cerca de 120 estudiantes de Educación Especial, de primero a noveno grado, toman clases en los salones afectados, por lo que se verían obligados a rotar por otras aulas mientras se resuelve la emergencia.

García Padilla anunció que las clases se reanudarán este miércoles, ya que no fue posible abrir la escuela este martes debido a que el comedor escolar también resultó averiado en el siniestro.