Manos afuera de la superintente en debates de policías e internautas (horizontal-x3)
La superintendenta de la Policía expuso que no ha dado órdenes de "monitorear policías". (Archivo / GFR Media)

La superintendente de la Policía, Michelle Hernández de Fraley, dejó claro ayer que no tiene internciones de que la agencia monitoree la actividad en las redes sociales de los uniformados, lo que contrasta con la política de la Policía de Puerto Rico de echarle un ojo a los comentarios en las redes de los simpatizantes del movimiento estudiantil o laboral. 

Desde hace varias semanas, se han dado agitados intercambios en las redes sociales entre presuntos policías y ciudadanos. Algunos de estos supuestos agentes han amenazado con actuar violentamente o han insinuado que debería ocurrir una tragedia mayor para que los las protestas finalicen.

"No he dado órdenes de monitorear policías", dijo Hernández de Fraley al ser preguntada sobre el tema. 

"Tenemos una política sobre lo que los policías pueden y no pueden hacer en las redes sociales. Aquel policía que quiera irse en contra de la política pública de la Policía, se levantaría una investigación administrativa", agregó.

Hernández de Fraley luego comentó en una conferencia de prensa que los policías se tienen que proyectar en una "manera positiva" y que es les inculca la "tolerancia". 


💬Ver 0 comentarios