Top de la pagina

Noticias

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
19 de octubre de 2012
Puerto Rico Hoy
 

“Pasan la prueba” en simulacro de terremoto

Participaron del evento estudiantes de todo el país

 

Por Alex Figueroa Cancel / alex.figueroa@gfrmedia.com

Miles de estudiantes de todo Puerto Rico participaron ayer del simulacro de terremoto coordinado por la organización The Great ShakeOut en varias jurisdicciones de Estados Unidos y otros países.

El secretario del Departamento de Educación (DE), Edward Moreno, catalogó la participación de los estudiantes como exitosa por la respuesta de los alumnos.

“Fue un éxito rotundo. Hemos podido comprobar que los niños, desde temprana edad, si les explicamos lo que puede ocurrir en un terremoto o tsunami, pueden estar preparados para responder”, sostuvo Moreno, tras observar el simulacro en un salón de primer grado en la escuela José Colombán, en Río Piedras.

El simulacro estaba programado para iniciar a eso de las 10:18 de la mañana. Al sonar el timbre, se vio cómo los niños se refugiaron de inmediato debajo de los pupitres. Al caminar por otros salones se pudo constatar cómo cumplían con las instrucciones.

“Pasaron la prueba. Se protegieron, que es lo importante; hicieron los pasos importantes”, destacó Moreno. “Entendemos que, en un evento inesperado, los jóvenes pueden reaccionar más rápido que los adultos si tienen la educación adecuada”.

El simulacro era mandatorio para todas las 1,466 escuelas de Puerto Rico, excepto las que tenían horario dividido por obras de construcción. El DE informó que, en total, se habían registrado 1,400 escuelas en la página de Internet de la organización The Great Shakeout, pero la obligación era realizar el ejercicio, no registrarse.

Según los registros de la página de Internet The Great ShakeOut, se habían registrado para participar sobre 14 millones de personas, de escuelas, entidades públicas y privadas de varios estados de Estados Unidos, Puerto Rico, Guam, Italia y Canadá.

Por su parte, Ángel Ofarrill Herrera, director de Manejo de Emergencias del DE, explicó que el plan de respuesta varía dependiendo de la ubicación de cada escuela, debido a que las escuelas cerca de las costas también deben tomar en consideración la posibilidad de un tsunami.

Por esta razón, el simulacro de terremoto no necesariamente implica que los estudiantes tengan que salir de los salones.

“Va a depender de las condiciones después del temblor o terremoto”, dijo Ofarrill Herrera.

Los estudiantes de la escuela José Colombán se quedaron en sus salones. En el caso de las escuelas que se encuentran en pueblos costeros, es posible que tengan que salir a un lugar más alto.

Ofarrill Herrera explicó que antes de que los estudiantes salgan de los salones, el personal de la escuela tiene que asegurarse que no hay riesgo.

“En Puerto Rico existen códigos de construcción desde 1960, que son muy buenos, comparados con otros países. La mayoría, sino todas (las escuelas), deben aguantar un terremoto de 7.0”, indicó Ofarrill Herrera, al enfatizar en el lema del simulacro de “agáchate, cúbrete y aguántate”.

"Lógicamente van a caer cosas del techo, van haber empañetados que se van a desprender. Pero, por eso, es que nos agachamos, nos cubrimos y nos sujetamos para evitar que las cosas nos caigan del techo, porque sobre el 90% de los heridos y decesos durante un terremoto es por cosas que caen del techo a las personas", afirmó.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: