Top de la pagina

    Facebook Twitter Digg Google Buzz
9 de diciembre de 2012
Puerto Rico Hoy
 

Se puede soñar en grande, si hay dinero

Catedráticos en administración pública evalúan la crisis financiera en San Juan

 

Por Gloria Ruiz Kuilan / gruiz@elnuevodia.com

El error de la administración saliente de San Juan no fue soñar en grande al proponer proyectos faraónicos para la ciudad capital. Fue no hacer los estudios correspondientes para verificar si contaban con los recursos económicos necesarios y si estos proyectos eran prioritarios, y recurrir exclusivamente a préstamos a pesar de ser un municipio cuyas finanzas están en precario.

Ese ejercicio es básico si se pretende tener una sana administración, opinaron ayer dos catedráticos de administración pública. Igualmente, cuestionaron dónde estaban varias agencias del gobierno central cuyo deber ministerial es fiscalizar o, al menos, velar por la salud financiera de los municipios.

“Hay sueños y hay pesadillas. Todo el mundo estaría de acuerdo que en San Juan hace falta un tren liviano. El problema es cuando a base de ese tipo de proyecto -porque no es solo el tren, es el Walkable City, el Natatorio...- te embarcas en sueños y se te olvida una realidad como los problemas con muchas comunidades, los problemas con el recogido de la basura y de ornato en San Juan”, dijo el profesor de administración pública Mario Negrón Portillo.

Indicó que particularmente cuando hay estrechez fiscal -como en San Juan- hay que fijar prioridades o allegar fondos.

Durante las vistas públicas de transición de la ciudad capital trascendió que hay cuentas por pagar por $89 millones. Pero la administración entrante sostiene que llegan a $180 millones. Por más de una década el municipio ha operado con un déficit millonario. Hoy día el déficit operacional es de $43.9 millones y el acumulado -según la administración entrante- es de $163 millones.

La también catedrática de administración pública, Palmira Ríos, dijo que para dirigir cualquier ente privado o público debe haber un balance entre fondos federales, del municipio, estatales, privados y préstamos. “Puedes tomar prestado, pero de acuerdo a tu capacidad prestataria y tu realidad”, dijo.

En las vistas trascendió que el margen prestatario del municipio de San Juan es de $130.7 millones y todos los proyectos, las mejoras permanentes y la compra de equipo se hacen con empréstitos.

Demasiadas deudas

“El problema es que tú no puedes -en buena administración pública o privada- vivir y trabajar basado exclusivamente en lo que coges prestado. Necesitas establecer un balance. No se puede montar una operación donde todo es prestado porque va a llegar un momento donde no tienes con qué pagar”, reiteró Negrón Portillo.

Al Banco Gubernamental de Fomento (BGF) el municipio le debe $428.30 millones. De esa cifra, $47.9 millones son garantizados con el IVU y el resto con los fondos de la Contribución Adicional Especial. Es ahí de donde emana otro problema fiscal del municipio, dijeron los dos catedráticos. Cuestionaron cómo el BGF, la Oficina del Comisionado de Asuntos Municipales y hasta el gobierno central se hicieron de la vista larga con el municipio de San Juan. El gobierno central, por ejemplo, se comprometió a darle al municipio $70 millones para la construcción del tren liviano llamado Satour, pero nunca lo hizo. Lo que sí le dio al municipio y a petición del saliente alcalde, fueron varias propiedades estatales entre las que se cuenta el parque Luis Muñoz Marín. “Eso es una locura. Se lo quitaron al gobierno, el gobierno se lo entregó a (Jorge) Santini y Santini lo tiene cerrado. ¿Cómo se proponen ‘extreme games’ allí, en lo se planificó como el pulmón verde San Juan?”, dijo Negrón Portillo.

“En este proceso todo el mundo metió las manos. Santini no operó solo. Hizo muchas cosas porque tenía el apoyo del gobierno”, agregó el catedrático.

Ríos cuestionó el rol fiscalizador de la Asamblea Legislativa de San Juan “que le corresponde pasar juicio sobre estos proyectos y evidentemente era un sello de goma del alcalde. Respondía a los caprichos del alcalde”. Dijo que la gran lección en el caso de San Juan es para el pueblo: “a que esté vigilante (a las finanzas), a lo que se le promete y a las representaciones que se le hacen”.

Cargando..
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Conectar con Facebook
Primer paso:
Primer paso:
Primer paso: