(semisquare-x3)
La máscara está hecha de plata dorada. Los ojos están incrustados con calcita, obsidiana y piedras preciosas negras que pueden ser ónix. (AP)

Investigadores de la Universidad de Tübingen descubrieron una máscara dorada en la momia de un sacerdote en Saqqara, Egipto. Pertenece al periodo Saita-Persa (664-404 a.C.).

El jefe del equipo germano-egipcio, el Dr. Ramadan Badry Hussein, informó que la máscara se encontró en un extenso complejo de tumbas que los arqueólogos de Tübingen han estado investigando desde 2016, utilizando tecnología de punta.

El examen microscópico preliminar llevado a cabo en el Museo Egipcio de El Cairo indica que la máscara está hecha de plata dorada. Los ojos están incrustados con calcita, obsidiana y piedras preciosas negras que pueden ser ónix.

En un comunicado de la Universidad de Tübingen, el Dr. Hussein señaló que "El hallazgo de esta máscara podría llamarse una sensación", y agregó que "se han conservado muy pocas máscaras de metales preciosos hasta el día de hoy, porque las tumbas de la mayoría de los dignatarios del Antiguo Egipto fueron saqueadas en la antigüedad".

Hussein añadió que la máscara se halló en la cara de una momia que había sido colocada en un ataúd de madera, el cual estaba en un estado muy dañado. 

El antiguo ataúd fue enyesado y pintado con una imagen de la diosa Nut y todavía incluye el nombre y los títulos del dueño de la máscara.

El complejo donde han estado trabajando los investigadores de Tübingen está compuesto por varias tumbas tipo pozo, algunas de ellas de más de 90 pies de profundidad. (AP)

Él es el Segundo Sacerdote de la diosa Mut y el Sacerdote de la diosa Niut-shaes, una forma de serpiente de la diosa Mut; él vivió en la 26ª dinastía. Los investigadores y representantes del Museo Egipcio presentaron la máscara al público durante una conferencia de prensa.

"Las antiguas máscaras funerarias egipcias de oro y plata son extraordinariamente raras", dice el profesor Christian Leitz, jefe de egiptología de la Universidad de Tübingen.

"Solo sabemos de dos hallazgos comparables de tumbas privadas, el más reciente en 1939." Incluso en las tumbas reales, los arqueólogos han encontrado muy pocas máscaras faciales de metales preciosos, agregó. La mayoría de estas máscaras fueron tomadas por ladrones de tumbas hace mucho tiempo y probablemente se derritieron.

Los arqueólogos encontraron no solo momias y sarcófagos; también se encontró una gran cantidad de figuras de Shawabti de fayenza. (AP)

El comunicado indica que el complejo donde han estado trabajando los investigadores de Tübingen está compuesto por varias tumbas tipo pozo, algunas de ellas de más de 90 pies de profundidad.

Sobre la parte superior de uno de los ejes principales, los arqueólogos encontraron los restos de un edificio rectangular hecho de adobe y bloques irregulares de piedra caliza, lo que parece haber sido un taller de momificación. En él encontraron dos grandes cuencas que creyeron que se usaron para que el natrón secara el cuerpo y en la preparación de las vendas de lino para envolverlo. Las macetas encontradas en una cámara subterránea incluían cuencos y tazas medidoras con los nombres de los aceites y otras sustancias utilizadas en la momificación.

El taller de momificación también tiene un gran eje en el medio, que fue utilizado como un lugar de entierro comunal. Tiene varias cámaras funerarias, incluido un complejo de cámaras funerarias cortadas en el lecho de roca a una profundidad de 90 pies. Varios entierros no fueron perturbados. 

Los arqueólogos encontraron no solo momias y sarcófagos; también se encontró una gran cantidad de figuras de Shawabti de fayenza, junto con vasijas de alabastro para sostener los órganos de la persona momificada.

Los arqueólogos de Tübingen están usando tecnología de punta en su investigación de la necrópolis de Saqqara.

Se han conservado muy pocas máscaras de metales preciosos hasta el día de hoy, porque las tumbas de la mayoría de los dignatarios del Antiguo Egipto fueron saqueadas en la antigüedad.(AP)

En un esfuerzo por documentar todo el complejo, el Centro de Ciencia Electrónica de la Universidad de Tübingen, dirigido por el Dr. Matthias Lang, está compilando imágenes en 3D de alta resolución completas tanto de la ubicación como de los objetos clave que se encuentran allí.

Una combinación de escaneo láser y procesamiento 3D basado en imágenes permite visualizar y analizar la forma y el diseño de las partes interconectadas del complejo, finaliza el comunicado.


💬Ver 0 comentarios