Para prevenir esta situación lo único que se puede hacer es enfriar el volcán. ( Shutterstock)

Además de querer llegar nuevamente a la Luna y pretender la conquista de Marte, la NASA tiene otros objetivos igual de importantes, y uno de ellos es salvar al planeta Tierra de su aniquilación.

Todo esto, debido a recientes informes sobre un súper volcán en el Parque Nacional de Yellowstone, que podría hacer erupción con suficiente fuerza como para destruir a la humanidad y la civilización.

Dicho volcán hace erupción cada 700,000 años y, de acuerdo con los cálculos de la NASA, han pasado alrededor de 640,000 años desde la última vez que lo hizo.

Es por ello que la agencia espacial estadounidense ha puesto manos a la obra y, según detalló Business Insiderplanea perforar cerca de 6 millas de profundidad en el volcán, para así poder inyectar agua a alta presión, para poder bajar lentamente la temperatura.

La idea, de acuerdo al proyecto, es perforar a los costados y no directamente en el depósito del magma. Pese a que ahí podría estar la solución, la inversión para llevar a cabo el plan es de más de tres mil billones de dólares.

Debajo del Parque Nacional de Yellowstone existe una enorme reserva de magma que causa las erupciones de los géisers y las aguas termales estén activas y burbujeando todo el tiempo.

Es precisamente esa reserva la que tendría el potencial de destruirnos, ya que al hacer erupción el súper volcán sus consecuencias serían devastadoras. Mientras más se caliente el volcán, más gases se producen, más magma se derrite y su nivel aumenta hasta que llega un punto en el que una explosión se vuelve inevitable.

Para prevenir esta situación lo único que se puede hacer es enfriar el volcán, y al parecer ese es el objetivo de la NASA.


💬Ver 0 comentarios