(horizontal-x3)
La trayectoria de estos tres científicos ya había sido reconocida de forma conjunta y en la última década han recibido varios galardones.

Este lunes dio inicio la semana de los tradicionales premios Nobel a la excelencia intelectual o humanística, que se reparten anualmente en seis categorías.

El primer turno tocó al Premio Nobel de Medicina 2017, el cual le fue otorgado a tres científicos estadounidenses. Jeffrey C. Hall, Michael Rosbash y Michael W. Young, se han dedicado a estudiar el “reloj biológico”.

Sus estudios los llevaron a comprender “cómo plantas, animales y humanos han adaptado su ritmo biológico” para “sincronizarlo con las rotaciones de la Tierra”.

De acuerdo con Efe, su trabajo, hecho durante décadas, ayuda a explicar cómo la vida se adapta al ciclo de 24 horas del día y también cómo las enfermedades como el cáncer surgen en las células.

Las revelaciones de sus resultados han llevado a una mejor comprensión de la adaptación de plantas y animales al ciclo circadiano, la sucesión del día y la noche, algo que ayuda a explicar desde los problemas del insomnio a las fases de la función clorofílica.

Este reloj adapta nuestra fisiología de forma "drástica" a las distintas fases del día, al denominado ciclo circadiano, regulando desde la conducta a los niveles hormonales, la temperatura corporal o el metabolismo, explicó el jurado en su fallo.

La trayectoria de estos tres científicos ya había sido reconocida de forma conjunta y en la última década han recibido varios de los galardones más prestigiosos de su ámbito de estudios.

Los tres compartieron el premio de Neurociencia de la Fundación Peter y Patricia Gruber (2009), el Louisa Gross Horwitz (2011), el Canada Gairdner (2012), el Massry (2012), el Shaw en Ciencias de la Vida y Medicina (2013) y el Wiley en Ciencias Biomédicas (2013)

Lo paradójico es que pese a sus profundos avances, que están sirviendo para innumerables investigaciones paralelas, aún no se sabe mucho sobre el efecto más básico de los genes sobre el reloj genético, el sueño.

"El propósito del sueño es algo que sigue siendo bastante misterioso", señaló Young en entrevista para Efe

"Aunque no sabemos para qué sirve, sabemos que es importante", agregó.


💬Ver 0 comentarios