Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Los científicos atribuyen esto a que durante las noches cesa la función clorofílica de la planta (EFE).

Al parecer, los árboles son seres vivos que también cambian de tamaño, aunque no nos demos cuenta, y lo hacen cada noche.


💬Ver 0 comentarios