El Triton 3600 pesa 11.2 toneladas y es mucho más ligero que otras naves de buceo (semisquare-x3)
El Triton 3600 pesa 11.2 toneladas y es mucho más ligero que otras naves de buceo. (The Five Deeps Expedition)

La empresa Tritan Subamarines, con sede en Florida, anunció que sumergirá un submarino en el Challenger Deep, el punto más profundo del océano, a unos 36,000 pies de profundidad.

El nombre de esta nave es Triton 36000/2, mide unos 224 pies y tiene la capacidad para dos tripulantes, por lo que se espera que pronto estos afortunados puedan lograr una inmersión a este punto, al que sólo han llegado dos exploradores que realizaron una misión en 1960, y el cineasta James Cameron, quien en 2012 logró esta hazaña al sumergirse 35,787 pies en el fondo del abismo Challenger, el punto más profundo que se conoce en la tierra.

Tras haberse realizado pruebas a unos 16,400 pies de profundidad en Las Bahamas, el submarino ya fue entregado a su nuevo propietario, la compañía Caladan Oceanic.

Con un peso de 11.2 toneladas, este sumergible podrá llegar los 36,000 pies en menos de 2.5 horas, ya que es mucho más ligero que otras naves de buceo y cuenta con 10 propulsores eléctricos que le permiten navegar en cualquier dirección.

Fue construido a base de titanio, debido a que consideraron que el vidrio puede resultar demasiado peligroso. En su interior posee un controlador de temperatura y humedad, además los pilotos cuentan con asientos de piel y cuatro cámaras para mirar a través de 3 ventanas. Tiene un costo de $48 millones.

John Ramsey, el ingeniero a cargo de este diseño, señaló que su equipo se ha enfocado en incluir varias características de seguridad, porque no hay posibilidad de que una persona que se encuentre a 36,000 pies bajo la superficie pueda ser rescatada rápidamente en caso de una emergencia.

Estas son las características del Triton 36000/2 (The Five Deeps Expedition)

Es por eso que el submarino posee características de soporte vital, ya que los dos tripulantes tendrán suficiente oxígeno durante cuatro días, además de que la estructura tiene absorbentes que eliminan el dióxido de carbono. En caso de un incendio, uno de los mayores riesgos, los diseñadores crearon un sistema analógico que no se apaga en caso de una falla eléctrica.


💬Ver 0 comentarios