(horizontal-x3)
(AP)

La Habana, Cuba - A una semana del desastre aéreo que en La Habana cobró la vida de 112 personas, expertos cubanos y extranjeros continúan las investigaciones para esclarecer las causas del accidente, con las dos cajas negras recuperadas y con poco flujo en la información pública.

Las autoridades ya tienen en su poder las dos cajas negras del Boeing 737-200 de la compañía mexicana Damojh rentado por Cubana de Aviación, aparato que se estrelló en un terreno agrícola pocos minutos después de despegar del Aeropuerto Internacional José Martí.

El presidente del Instituto de la Aeronáutica Civil de Cuba (IACC), Armando Daniel López, anunció el jueves la identificación de la caja de datos del avión siniestrado.

El ministro de Transporte, Adel Yzquierdo, había confirmado a la prensa el pasado sábado -un día después de la tragedia- el hallazgo en buen estado de la caja que registraba las voces.

De acuerdo con las autoridades cubanas, expertos de Estados Unidos y México participan en las pesquisas, en sintonía con las normas y los protocolos internacionales.

Una de las dos sobrevivientes al accidente aéreo falleció esta madrugada, lo que elevó a 112 la cifra mortal del siniestro.

El Ministerio de Salud Pública de Cuba emitió una nota oficial en la cual informa del fallecimiento de  Emiley Sánchez De la O, sobreviviente del accidente aéreo ocurrido el pasado 18 de mayo, hace exactamente una semana.

“Con profundo dolor informamos, que a la 1:45horas de hoy 25 de mayo de 2018 falleció la paciente Emiley Sánchez De la O, de 40 años de edad, natural de Holguín, la cual se encontraba hospitalizada en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario General Calixto García, a consecuencia de las severas lesiones traumáticas y las quemaduras sufridas en el accidente aéreo ocurrido el pasado viernes 18 de mayo”, dice el parte.

 “Como se había estado informando a nuestro pueblo su estado era crítico extremo con un pronóstico desfavorable, manteniendo un deterioro progresivo, el cual no fue posible revertir por la aparición de complicaciones, a pesar del esfuerzo del equipo multidisciplinario a cargo de su atención durante los seis días de tratamiento intensivo”, agrega.

En ese mismo centro hospitalario permanece internada en estado crítico la joven cubana de 19 años Maylén Díaz, quien ahora es la única superviviente del vuelo DMJ-972 de Cubana de Aviación que se estrelló poco después de despegar del aeropuerto de La Habana con 113 personas a bordo, entre ellas cinco niños.

Grettel Landrove, de 23 años, había fallecido el lunes, mientras Mailen Díaz, de 19 años, continúa reportada en estado crítico extremo en el Hospital Universitario General Calixto García, donde han sido atendidas las sobrevivientes.

Respecto a la identificación de los restos mortales de las personas a bordo de la aeronave, el Instituto de Medicina Legal precisó que hasta el mediodía del jueves la cifra era de 74, 64 de ellos cubanos y 10 extranjeros.

Fuentes del Instituto explicaron que de los 11 extranjeros a bordo del Boeing 737-200 (seis tripulantes mexicanos, dos turistas argentinos y una mexicana, y dos saharauis residentes en la isla), sólo falta por identificar los restos de un miembro de la tripulación.


💬Ver 0 comentarios