Zephen Xaver.  (AP) (semisquare-x3)
Zephen Xaver. (AP)

Orlando - Por cuenta gotas comienzan a aflorar detalles sobre la balacera que el miércoles cobró la vida de cinco mujeres, entre ellas la puertorriqueña Marisol Rosario-Carmona, quien era empleada de una de las dos sucursales del banco SunTrust, en la ciudad de Sebring, a eso de dos horas al sur de Orlando.

Trascendió que cuando el pistolero Zephen Xaver, de 21 años, entró al banco a cometer los hechos, había un empleado de la institución que en ese momento estaba en un salón en la parte posterior tomando su receso de almuerzo.

“El empleado estaba en el salón de receso en la paste trasera (del banco), escuchó los disparos y salió corriendo por una puerta trasera y llamó a las autoridades”, indicó la oficina del Alguacil del Condado de Highlands.

“No divulgaremos información adicional acerca de este empleado”, indicó la oficina policial en una comunicación oficial.

Rosario Carmona residía en una ciudad cercana a Sebring, llamada Lake Placid junto a esposo, Víctor López, de aquí que los informes oficiales sobre el caso se refieran a la mujer como Marisol López.

Marisol, de 55 años, murió luego que Xaver entrara al banco y, en circunstancias que aún no están claras, retuvo a los clientes y empleados, separó del grupo a cinco mujeres y las mató disparándole en la nuca y parte superior de la espalda. 

Algunos medios noticiosos han señalado que, para cometer estos hechos, Xaver se movió con las cinco mujeres a otro lugar del banco.

Al momento, no se ha comunicado alguna teoría sobre la razón que tuvo el pistolero para entrar a este banco y, particularmente, seleccionar cinco mujeres como sus víctimas.


💬Ver 0 comentarios