El exdirectivo de los Titanes de Morovis, Juan Ortega, Jr., declaró que la salud de Wes Correa sigue mejorando. (GFR Media) (semisquare-x3)
El exdirectivo de los Titanes de Morovis, Juan Ortega, Jr., declaró que la salud de Wes Correa sigue mejorando. (GFR Media)

Gracias a los adelantos de la  tecnología, Zamalis Correa Maldonado tuvo la grata oportunidad de conversar con su padre, el exbaloncelista Wes Correa, desde la habitación del Hospital de Harlem, en Nueva York, donde convalece de la herida que recibió el pasado viernes en la noche en el área del pecho en medio de una pelea, junto a su hijo Hason, quien falleció en la reyerta.

Fue una conversación breve, a través de la aplicación FaceTime, pero suficiente para que ambos se reiteraran su cariño y para que el excanastero de la escuadra nacional tranquilizara a su hija más pequeña.

Anoche (el lunes) pude hablar con él. Lo pude ver y me habló. Lo vi bien, obviamente, estaba un poquito hinchado”, acotó la estudiante-atleta de la Universidad del Turabo, que hoy viajará hasta la Gran Manzana para estar al lado de su progenitor. “Durante la llamada me dijo que me quería y que no me preocupara, que él iba a estar bien”, puntualizó. 

Por su parte, el exdirectivo de los Titanes de Morovis, Juan Ortega, Jr., declaró que la salud de su expupilo sigue mejorando, a la vez que señaló que el sepelio de Hason será el próximo viernes en la iglesia pentecostal New Bethel First, en Bellport, Nueva York.

Al momento se desconoce si Correa, de 56 años, podrá estar presente. “Ya Wes está conversando. Recibe muchas, pero muchas visitas de familiares y amistades”, apuntó.

Ortega, a su vez, dijo que para el exjugador de los Titanes haber conocido que su hijo mayor, de 35 años, murió en la pelea “ha sido muy fuerte, pero poco a poco lo ha ido internalizando”.

Por último, Ortega dijo que no se han producido arrestos por estos hechos.


💬Ver 0 comentarios