LeBron James, de los Cavaliers de Cleveland, terminó con un ojo rojo tras la derrota ante los Warriors de Golden State. (AP) (semisquare-x3)
LeBron James, de los Cavaliers de Cleveland, terminó con un ojo rojo tras la derrota ante los Warriors de Golden State. (AP)

Oakland - Con la serie 2-0 en contra, LeBron James y los Cavaliers de Cleveland tendrán la oportunidad de igualar las Finales durante los dos próximos partidos en casa, un reto que no teme el alero estrella de la franquicia de Ohio: "Las cosas han ido en mi contra desde que tenía cinco años", reflexionó.

"Las cosas han ido en mi contra, no sé, desde que tenía cinco o seis años. Estamos hablando de baloncesto. He visto las cosas muy complicadas desde mi adolescencia. He puesto a nuestro equipo en disposición de ganar un campeonato. Es mi trabajo asegurarme de que estamos tan concentrados como sea posible", valoró el jugador en conferencia de prensa.

"Voy a hacer mi trabajo y continuaré insuflando confianza en mis compañeros hasta que suene el pitido final. Esa es mi labor y mi responsabilidad. Es mi obligación", declaró el alero en el Oracle Arena tras la derrota de su equipo por 122-103 ante los Warriors de Golden State.

A pesar del 2-0 en contra, James siempre ha defendido que una serie a siete partidos realmente empieza cuando un equipo logra arrancar una victoria a domicilio.

"Tenemos por delante el tercer partido. Tenemos la oportunidad de ir a casa, donde hemos desempeñado un gran baloncesto. Pero eso no nos debería hacer sentir más cómodos. Debemos mantener esa incomodidad", sostuvo.

"Tenemos que empezar mejor los partidos"

Tyronn Lue, entrenador de los Cavaliers, dijo hoy en conferencia de prensa tras perder por 122-103 en el segundo partido de las Finales de la NBA, que su equipo debe "empezar mejor los partidos", en alusión a la escasa agresividad con la que sus jugadores entraron en pista.

"Creo que no empezamos el partido como necesitábamos. No fuimos lo suficientemente físicos. Nos metieron ocho puntos seguidos para empezar. No podemos empezar así. A pesar de eso, luchamos con uñas y dientes y recortamos. Pero tenemos que empezar mejor los partidos, ser más físicos, y no lo hicimos hoy", declaró.

La mayor parte de las preguntas que recibió Lue en la sala de prensa del Oracle Arena tuvieron que ver con la espectacular actuación de Stephen Curry, autor de nueve triples, récord en un partido de las Finales.

"Convierte tiros difíciles, eso es lo que hace. Incluso si cambiamos de hombre en el bloqueo y continuación y se queda con un hombre alto, le hace moverse y consigue una buena posición. Una vez que lanza, ve el aro y normalmente anota. Va a seguir anotando tiros difíciles, es a lo que se dedica", manifestó.

Además, se refirió al flojo partido de Kyle Korver y Jeff Green.

"A Kyle lo controlan bien e impiden que reciba el balón. Pero Jeff puede ser más agresivo y no limitarse al triple. Con su condición física puede entrar más a canasta. Tiene que trabajar más en ello", indicó.

También se refirió al mal encuentro de J.R. Smith y descartó que el despiste que protagonizó en el primer partido le haya pasado factura.

"Pocas cosas le afectan. Hizo buenos tiros pero no anotó. No entró en ritmo. Tenemos confianza en él, solo tiene que seguir tirando", finalizó.


💬Ver 0 comentarios