El regreso de Gordon Hayward (con el balón) a la rotación de los Celtics, tras perder el año pasado por una fractura, fortalecerá aún más al quinteto. (AP / Charles Krupa) (horizontal-x3)
El regreso de Gordon Hayward (con el balón) a la rotación de los Celtics, tras perder el año pasado por una fractura, fortalecerá aún más al quinteto. (AP / Charles Krupa)

Nota del editor: Primero de seis artículos de las divisiones de la NBA con miras a la temporada 2018-19.

El Atlántico, sin duda, es la mejor división en la Conferencia del Este al prometer una interesante batalla entre Boston, Filadelfia, y Toronto. Los Celtics, en el papel, lucen favoritos para dominar la división y la conferencia con una plantilla muy completa. A pesar de las lesiones de Kyrie Irving y Gordon Hayward, los Celtics llegaron a la serie de campeonato en el Este en la pasada temporada. Este grupo se mantiene intacto y con mayor experiencia. Filadelfia, en tanto, le apostará nuevamente a la juventud con Joel Embiid, Ben Simmons y Markelle Fultz; Toronto presenta nuevas caras en la dirección técnica y en el elenco con Kawhi Leonard; y los Knicks y los Nets no deben llegar muy lejos en la fase regular.

Salud en Boston

Si los Celtics se mantienen saludables, el dirigente Brad Stevens tendrá un ‘dulce problema’ esta temporada al contar con una amplia rotación de jugadores de primer orden. Sin Gordon Hayward y Kyrie Irving, los Celtics batallaron por el cetro de la Conferencia del Este antes de perder frente a LeBron James y los Cavaliers de Cleveland en la final de la pasada temporada. Jason Tatum, Jaylen Brown, Al Horford, Marcus Smart, Terry Rozier, Marcus Morris y Aron Baynes lucieron a un alto nivel en los pasados playoffs y todos se mantienen en la plantilla. No hubo ninguna baja significativa en el grupo. Tatum demostró su potencial de convertirse en una estrella en la liga con apenas 20 años, al tiempo que Brown, con 21, y Rozier, con 24, también asumieron papeles relevantes en el equipo. Sumaron más experiencia. Boston cuenta con el personal para ganar el Este –y ahora más que LeBron James se marchó al Oeste- y regresar a una Final de la NBA por primera vez desde el 2010.

La figura de Kawhi Leonard  

Fue un periodo muerto muy movido en Toronto. Primero, el despido del dirigente Dwane Casey. Y segundo, el sorpresivo canje de DeMar DeRozan a los Spurs por Kawhi Leonard. La interrogante es la salud de Leonard y cómo encajará a un nuevo sistema en Toronto, bajo la tutela de un debutante mentor en Nick Nurse. Los Raptors, que vienen de establecer una marca de victorias en la fase regular en la historiqa de la franquicia con 59 y luego fue barrido por Cleveland en las semifinales, también perdieron a un suplente relevante en Jakob Poeltl y agregaron a Danny Green. Toronto sigue siendo un equipo contendor con Kyle Lowry, Serge Ibaka y Jonas Valanciunas.

Clave Fultz

La mejoría de los 76ers en las últimas dos temporadas ha sido sustancial. En la pasada temporada sumaron 52 victorias –cuando venían de ganar apenas 10 juegos en 2015-16- y avanzaron de la primera ronda de la postemporada al eliminar a Miami. Pero luego chocaron ante Boston en las semifinales. Joel Embiid y Ben Simmons vuelven a ser sus principales figuras y deben seguir mejorando. Sufrieron las bajas de Marco Belinelli y Ersan Ilyasova, por lo que necesitarán que Markelle Fultz asuma un rol protagónico en la ofensiva del conjunto. Amir Johnson y JJ Redick siguen en el equipo.

Sin el unicornio

Sin el pívot Kristaps Porzingis en cancha en la pasada campaña –tras sufrir una lesión en la rodilla- los Knicks jugaron para apenas 7-27 para quedar fuera de la postemporada. Fue el líder de puntos (22.7) y de rebotes (8.1) del equipo. Los Knicks tendrán que ser pacientes con Porzingis y tratar de que regrese saludable en algún momento de la temporada. El cuadro titular podría presentar a Frank Ntilikina, Courtney Lee, Tim Hardaway, Enes Kanter y el novato Kevin Knox. Los Knicks llevan cinco años seguidos sin jugar en los playoffs y, sin Porzingis, van encaminados a un sexto año pese a la contratación de un nuevo dirigente en David Fizdale.

Otro año largo  

Por un juego, los Nets fueron el peor equipo de la División del Atlántico con marca de 28-54, superando a los Knicks. Y sin turnos importantes en el sorteo de Novatos, la reconstrucción de los Nets ha sido más lenta y van encaminados a otra temporada larga en el 2018-19. Adquirieron algunos jugadores en el periodo muerto como Jared Dudley, Kenneth Faried, Ed Davis y Shabazz Napier, pero no será suficiente para avanzar a la postemporada. D’Angelo Russell es su principal jugador.


💬Ver 0 comentarios