Los Criollos de Caguas, en representación de Puerto Rico, han ganado las últimas dos ediciones de la Serie del Caribe. (EFE / Carlos Zepeda) (horizontal-x3)
Los Criollos de Caguas, en representación de Puerto Rico, han ganado las últimas dos ediciones de la Serie del Caribe. (EFE / Carlos Zepeda)

De recibir el respaldo económico del gobierno de Puerto Rico y del municipio de San Juan, la Liga de Béisbol Profesional Roberto Clemente (LBPRC) se presentará en la próxima reunión de la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe con una propuesta para solicitar la sede de la Serie del Caribe, la llamada "Pequeña Serie Mundial Latinoamericana", pautada para febrero de 2019.

Puerto Rico ha insistido en que Venezuela no es la mejor opción para presentar la próxima Serie del Caribe, esbozando varias razones, principalmente en lo concerniente al tema de seguridad. Venezuela atraviesa una seria crisis a nivel económico, social y político. La ciudad de Barquisimeto albergaría la competencia en dicho país sudamericano.

A continuación presentamos cinco razones por las que Puerto Rico podría ser una gran alternativa en caso de que la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe decida quitarle la sede a Venezuela:

-Puerto Rico atraviesa por su mejor momento en el béisbol del Caribe en los últimos 18 años y a nivel Mundial. Con dos cetros de la Serie del Caribe consecutivos sería ideal el que este evento se pudiera llevar a cabo en la isla en 2019. Puerto Rico también suma dos subcampeonatos seguidos en el Clásico Mundial de Béisbol. Y en abril pasado albergó dos juegos de las Grandes Ligas entre los Mellizos de Minnesota y los Indios de Cleveland con un sólido respaldo de la fanaticada local. 

-Desde el 1995, todas las Series del Caribe celebradas en Puerto Rico, particularmente en San Juan, han sido exitosas, tanto en el orden competitivo como en lo económico. Otro evento caribeño que se celebre en el histórico estadio Hiram Bithorn debe resultar de mucho interés para la fanaticada puertorriqueña. El Bithorn es una instalación de primer orden. También sería una inyección económica al país.

-En las últimas dos ediciones, los Criollos de Caguas, reforzados por el mejor talento disponible de los otros equipos, han logrado conquistar el cetro. Pero sepa usted que la calidad de los jugadores  del patio ha ido en aumento en los últimos años, lo que podría suponer que ese núcleo podría estar de vuelta para la edición del 2019.

-Aunque los delegados de Venezuela y su gobierno garantizan seguridad para las delegaciones del Caribe, no hay dudas de que los equipos que pertenecen a la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe tienen sus reservas. Hay muchos factores que aún no están muy claros. Es por eso que Puerto Rico surge como una gran opción.

-Tanto República Dominicana como México no tienen interés en montar el venidero Clásico Caribeño. Los quisqueyanos alegan que económicamente no están listos para presentar la serie. Por su parte, los mexicanos, sin dudas los mejores anfitriones en este tipo de evento, no están dispuestos a arriesgarse luego de montar las pasadas dos ediciones.


💬Ver 0 comentarios