El receptor boricua René Rivera (izq.) derrama champaña sobre su compañero de equipo Ender Inciarte luego de capturar el banderín de la División del Este de la Liga Nacional. (AP / John Bazemore) (horizontal-x3)
El receptor boricua René Rivera (izq.) derrama champaña sobre su compañero de equipo Ender Inciarte luego de capturar el banderín de la División del Este de la Liga Nacional. (AP / John Bazemore)

Atlanta — Freddie Freeman estaba empapado en champagne mientras la música resonaba y sus compañeros bailaban en celebración. 

Fue justo lo que el veterano primera base se había imaginado cuando los Bravos de Atlanta iniciaron su campo primaveral hace siete meses. 

“Se notaba desde la primera semana de entrenamientos que teníamos el talento para hacer algo especial”, dijo Freeman. “Obviamente, aún necesitábamos unir las piezas. Pero esto es lo que sucede. Ganas la división después de tres temporadas de 90 derrotas. 

Los Bravos coronaron una sorpresiva temporada al asegurar su primer título de la División este de la Liga Nacional desde 2013 gracias a que Mike Foltynewicz llevó un juego sin hit hasta la séptima entrada en la victoria del sábado 5-3 sobre los Filis de Filadelfia

Un año después de acabar con marca de 70-92, el manager Brian Snitker y los juveniles Bravos, encabezados por el prodigio venezolano Ronald Acuña Jr., ya pueden pensar en los playoffs. 

“Cuando empezamos esta serie, sabíamos que estaba a nuestro alcance”, dijo Snitker. “Sabíamos que hoy no podíamos distraernos. Sé que sueno redundante diciendo esto todo el tiempo, pero sentí que necesitábamos mantenernos iguales y preocuparnos solo por el juego de hoy. Los muchachos han hecho un trabajo increíble este año”. 

Atlanta tendrá presencia en la postemporada por primera vez desde 2013 el 4 de octubre, al iniciar su serie de división. Resta por determinar el rival para el duelo de cinco partidos. 

Los Bravos ganaron su cuarto juego seguido y vencieron a Filadelfia, sus escoltas en la división, por tercer día consecutivo. Los Filis, que llegaron a comandar la división a comienzos de agosto, se desinflaron en septiembre, con foja de 6-14 este mes. 

Foltynewicz (12-10) fue relevado con corredores en primera y segunda en el segundo. Toleró dos hits, dos carreras, con tres boletos y cinco ponches, en 7 1/3 innings. 

Filadelfia logró acercarse cuando el relevista Jesse Biddle concedió un boleto al primer bateador que enfrenó y luego César Hernández conectó un sencillo con las bases llenas que trajo dos carreras. Brad Brach permitió un sencillo remolcador a Rhys Hoskins, pero Jonny Venters apaciguó el ataque con una línea que Acuña atrapó en el bosque izquierdo y una jugada de escogencia. 

Kurt Suzuki puso el 5-3 definitivo con un sencillo remolcador en el octavo ante el dominicano Seranthony Domínguez, el séptimo pitcher de Filadelfia. 

El dominicano Arodys Vizcaíno, en su primera situación para salvado desde el 17 de junio, se encargó del noveno para su 16to rescate en 18 oportunidades. 

Atlanta noaparecía en los pronósticos para meterse en los playoffs al iniciar la campaña. 

Venían de tres temporadas seguidas con por menos 90 derrotas y tampoco tenían un as legítimo en la rotación. Un contingente de jugadores jóvenes completaba al primera base Freeman, el único bateador de poder que tenían en la alineación y uno de los dos actuales jugadores de los Bravos que formaron parte del equipo que ganó la división en 2013. 

La organización sufrió la humillación de su exgerente general John Coppolella, suspendido de por vida del béisbol de Grandes Ligas por un escándalo de firmas de jugadores en Latinoamérica. 

Pero Atlanta alcanzó el primer lugar el 2 de mayo y no la cedió otra vez tras una victoria 9-1 ante Miami el 13 de agosto. Apuntalados por la irrupción de jóvenes talentos como Acuña, el segunda base curazaleño Ozzie Albies y el tercera base Camargo, los Bravos vuelven a la postemporada.


💬Ver 0 comentarios